FABIANO SILVEIRA RECOMENDO FRENAR LAS INVESTIGACIONES DE CORRUPCION, SEGUN UNOS AUDIOS



En las conversaciones filtradas a la prensa, Silveira sugiere estrategias de defensa a algunos sospechosos de corrupción en el caso Petrobras. El ministro dejó su cargo como lo hiciera la semana pasada el titular de Planificación, Romero Jucá, involucrado en un escándalo similar.

El ministro de Transparencia, Fiscalización y Control de Brasil, Fabiano Silveira, dejó su cargo luego de que se filtrara a la prensa un audio en el que recomendó medidas para frenar las investigaciones por corrupción en Petrobras. Silveira envió una carta al presidente interino, Michel Temer, en la que presentó su renuncia de manera “irrevocable”. Por la tarde, el jefe de Estado había decidido mantenerlo al frente de la cartera de Transparencia, pero su renuncia era exigida por empleados de ese ministerio luego de que se divulgara el audio. La semana pasada, Temer aceptó el pedido de licencia del ministro de Planeamiento, Romero Jucá, involucrado en un escándalo similar.


El domingo TV Globo divulgó nuevas grabaciones aportadas por Sérgio Machado, ex presidente de Transpetro, subsidiaria de Petrobras, que se acogió al régimen de delación premiada (información a cambio de una reducción de la pena que le corresponde). En esos audios, que según TV Globo fueron registrados el 24 de febrero mientras Silveira aún se desempeñaba como miembro del Consejo Nacional de Justicia, el nuevo responsable de la lucha contra la corrupción criticaba la investigación en la petrolera y sugería estrategias de defensa a algunos de los sospechosos.


Silveira conversa con el presidente del Senado, Renán Calheiros, salpicado por ese caso de corrupción, y con Machado. “Están perdidos con esa cuestión”, dice Silveira en alusión al Ministerio Público, responsable de las investigaciones; aconseja tanto a Calheiros como a Machado sobre líneas a adoptar en sus defensas. Machado grabó a varios miembros y aliados del Partido Movimiento Democrático Brasileño (PMDB) como Romero Jucá, mano derecha de Temer, quien la semana pasada debió abandonar el Ministerio de Planeamiento.


En una nota oficial difundida el domingo, Silveira confirmó el contenido de la grabación y explicó que fue hecha en la residencia de Calheiros, a quien visitó sin saber que Machado estaría presente. Según el ministro, fue una conversación de tono informal que de ninguna manera sugiere que haya hecho gestiones o interferido ante las instituciones públicas en favor de terceros. De a acuerdo a la nota, “es un despropósito sugerir que el Ministerio Público, una institución que ya dio tantas pruebas de independencia en el cumplimiento de su deber, pueda sufrir algún tipo de interferencia externa”.


Las denuncias por corrupción en Petrobras alcanzan a medio centenar de políticos de diversas formaciones, entre ellas, el PMDB, que lidera Temer, y es la columna vertebral del gobierno interino. En los últimos días, Machado reveló conversaciones con otros importantes dirigentes del PMDB, como el ex presidente José Sarney, quien también se queja de las investigaciones en Petrobras y llega a afirmar que Brasil está bajo una “dictadura de la Justicia”.


Según Dilma Rousseff, la difusión de grabaciones como aquella en la que Jucá pide delimitar la investigación prueban que el proceso en su contra no supone más que un golpe de Estado que tiene por objetivo proteger a los corruptos. La semana pasada, el senador Roberto Requiao, que pertenece al mismo partido de Temer, aunque es un crítico acérrimo de su rumbo económico, aseguró que las grabaciones muestran que el PMDB y el Partido de la Social Democracia Brasileña (PSDB) hicieron un acuerdo para derrocar a Dilma. “Esto no tiene nada que ver con el delito de responsabilidad que se le atribuye”, señaló.


Temer, que aún no se expresó sobre el caso Petrobras, asumió el poder en sustitución de la presidenta suspendida el 12 de mayo y ya tuvo que pedirle la renuncia a Jucá al Ministerio de Planificación por el audio en el que se lo escucha pedir la intervención en el caso Petrobras. El mandatario interino consideraba hasta ayer que no había elementos para determinar la salida de Silveira de su gobierno. En una reunión con el procurador general de la República, Rodrigo Janot, según señalaron fuentes oficiales, Temer ratificó el apoyo de su Gobierno a toda investigación sobre irregularidades en el ámbito público.


La presión política para que Silveira renunciara aumentó ayer después de que la prensa difundiera los audios que lo vinculaban al caso Petrobras. Afiliados del sindicato que agrupa a los trabajadores del Ministerio de Transparencia, Fiscalización y Control se manifestaron en Brasilia para exigirle al presidente interino que destituyera a Silveira, a quien acusaron de realizar “maniobras oscuras” relacionadas con la pesquisa en la petrolera estatal. Los manifestantes le impidieron al ministro renunciante el ingreso al edificio de la ex Controlaría General de la Unión (CGU), a la que Temer rebautizó con el nombre de Ministerio de Transparencia, Fiscalización y Control.


A la protesta sindical se sumó el capítulo brasileño del grupo Transparencia Internacional, que en un comunicado afirmó que el Gobierno “debe garantizar que cualquier de sus miembros implicado en corrupción o que trabaje contra las investigaciones deberá ser sustituido”.

Publicado en Internacional
Lunes, 30 Mayo 2016 07:19

Al pueblo venezolano

mayo 27, 2016 

 


AL PUEBLO VENEZOLANO

 

 

A LOS PODERES PÚBLICOS DE LA REPÚBLICA BOLIVARIANA DE VENEZUELA

 

Transcurridos tres meses desde que expusimos a través de los medios alternativos al país y al mundo la gravísima situación que padecemos todos los venezolanos, la misma se ha agravado peligrosamente convirtiéndose en un completo caos, expresado en la crisis económica brutal que sufrimos, la delincuencia que a diario asesina impunemente, el colapso de los servicios públicos y la violación descarada de principios constitucionales. Voces de alerta de venezolanos angustiados por evitar más deterioro, de la comunidad internacional y de funcionarios de países amigos, caen en saco roto sin ningún tipo de intención de enmienda para lograr la gobernabilidad, la paz y el bienestar tan anhelados por los ciudadanos.

 

El Proceso Constituyente, para nuestro pueblo fue, es y será, la oportunidad para que como iguales, con mucha fe, optimismo y entusiasmo en el porvenir decidamos el modelo de república que pueda materializar progreso, seguridad y bienestar para todos los venezolanos. Ni más ni menos como decimos en criollo, llegamos al llegadero, y en nuestra democracia la soberanía reside intransferiblemente en el pueblo, quien la ejerce directamente y que además los órganos del Estado emanan de la soberanía popular y a ella están sometidos, mucho más cuando nuestra Constitución lo establece clara y expresamente en su articulado.

 

El Referendo Revocatorio, novel y extraordinario derecho político expresado en nuestra Carta Magna para afianzar la voluntad de las mayorías y con ella la soberanía popular, hoy luce pateado y burlado por algunos que hace más de tres lustros, manifestaban fervientemente a favor de su aprobación. El Referendo Revocatorio no es propiedad de ningún grupo político, ni de la oposición y sus intereses; ni del gobierno y su poder abusivo, y mucho menos de los intereses extranjeros que están expoliando nuestras riquezas. Es un derecho constitucional consagrado en los artículos 70 y 72 de la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela de manera clara e inequívoca. Por ello es indignante que funcionarios del gobierno y del propio CNE expresen con burla que no habrá referendo este año.

 

¿Es miedo y cobardía a medirse ante la voluntad popular?¿O es apoyarse en unos cada día más cuestionados CNE y TSJ para intentar ganar tiempo y seguir abusando, atropellando y disfrutando de las mieles del poder? Aquí ningún venezolano debería temerle al Referendo Revocatorio, a menos que esté seguro que perderá prebendas y se abrirá paso a la anhelada justicia. Ningún civil o militar, con o sin autoridad, debería entonces negar la posibilidad de que sea el propio pueblo venezolano, en quien reside la soberanía, que active los mecanismos constitucionales que le permitan superar esta espantosa situación actual, en paz, en democracia. La revocatoria del mandato fue una de las banderas fundamentales de la rebelión militar del 4 de febrero de 1992. Quienes dicen defender el legado de Hugo Chávez deberían aprender de su actitud cuando en 2004 aceptó gallardamente ir a un referendo revocatorio y reiteró ser un apasionado defensor de esa idea.

 

El Estado venezolano, y particularmente, el gobierno, debería ser el más interesado en garantizar la paz. Tristemente, vemos a diario cómo por el contrario, el gobierno es el que se empeña en obstaculizar los caminos democráticos y constitucionales, y en permanente demostración de abuso, autoritarismo y falta de escrúpulos, en sintonía con una incapacidad extrema para resolver los ingentes problemas que padecemos, abona el camino para la violencia, algo que lamentablemente, algunos actores de la oposición parecieran empeñados también en materializar.

 

El Decreto de Estado de Excepción y Emergencia económica, está basado en una serie de presupuestos expresados en sus considerandos, que no son más que una nueva muestra de falsedad y manipulación, con lo que el gobierno demuestra una vez más su carácter mentiroso, abusivo, autocrático y de irrespeto al pueblo venezolano, insistiendo en crear y hablar de guerras y enemigos externos e internos para tapar su ineptitud y las corruptelas de funcionarios y allegados en la más grande estafa política de la historia venezolana.

 

Quedó demostrada la total incapacidad de lograr algún efecto positivo a través de los tan promocionados 14 motores y el anterior decreto de emergencia económica durante los 60 días que tuvo vigencia. Ahora el gobierno más allá de prorrogar ese adefesio le añade el carácter de estado de excepción, con lo que aspira justificar los atropellos, violaciones a los Derechos Humanos y acentuar la criminalización de la protesta, demostrando de hecho el desprecio profundo que sienten por la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, por la democracia y por la sociedad venezolana. Pretende este gobierno ilegítimo erigirse sobre las bombas lacrimógenas y bayonetas de sus órganos represivos, afianzado con espurias actuaciones de lo que debería ser el más alto tribunal de la República y ha devenido en verdugo de la institucionalidad venezolana, además del pranato delictual que campea impunemente en el país, intentando acallar el disenso creciente, el reclamo popular y peor aún, el hambre generalizada, el caos de los servicios públicos y la criminal situación de la salud en nuestro país. En otras palabras, caretas afuera, el gobierno pretende y actúa anulando de hecho la vigencia de nuestra Carta Fundamental.

 

Es tal la hipersensibilidad del venezolano común, que ante la sentencia del TSJ publicada en Gaceta Oficial 40.909, al establecer “con carácter vinculante” que si una persona posee “múltiples nacionalidades” y una de ellas es la venezolana “será ésta la que tenga prevalencia en todo lo concerniente al régimen jurídico aplicable a la misma”, surge suspicazmente la pregunta de si pretenderán agarrarse de esta sentencia para allanar el camino para la violación de los artículos 41 y 227 de la Carta Magna, específicamente ante la incertidumbre (¡el colmo!) de la nacionalidad del ciudadano Nicolás Maduro Moros.

 

Usted y su gobierno, Presidente Maduro, deberían de una vez por todas hablarle claro al país y dejar sus burlas y su cinismo, expresando lo que muchos sabemos: esto no es revolución, ni es socialismo y muchísimo menos tiene que ver con ideas bolivarianas. Díganle al país que no le da la menor gana acatar la Constitución y que Usted, su TSJ y su CNE, su partido y la fracción militar y policial en las que se apoya, están por encima de la Constitución y de la voluntad de las mayorías populares, que no va a renunciar, ni va a mostrar su partida de nacimiento, que no le importa el hambre que está pasando el pueblo y que van a seguir impulsando el enfrentamiento de pobres contra pobres para saciar su resentimiento, su mezquindad y garantizar aferrarse al poder y disfrutar con soberbia, arrogancia y descaro, las fortunas que algunos han amasado groseramente, derivadas del saqueo al tesoro nacional y del narcotráfico, entre muchas otras actividades delincuenciales. Vergüenza debería darles, pero definitivamente no saben ni les interesa el significado de esa palabra. Sigan hablando de lealtad, hablen de legado, hablen de patria, mientras con descaro siguen burlándose grotescamente de los venezolanos haciendo todo lo posible por acabar con Venezuela.

 

Venezolanos, venezolanas: llegó el momento de que cada quien asuma su responsabilidad en esta hora crítica que padecemos. Es imprescindible la unión de todos para enfrentar tanta burla, humillación, mentira y el grotesco intento de algunos de perpetuarse en el poder a como dé lugar. Hacemos un llamado sincero a deponer sectarismos e intereses particulares y grupales, a entender el compromiso que tenemos con nuestro futuro, con nuestros hijos, con nuestros nietos, para materializar la salvación nacional y evitar un desenlace fratricida que termine de arrasar con nuestra amada Venezuela. No son extranjeros los que van a resolver esta situación, tenemos que ser nosotros los venezolanos, que erigiendo como bandera la Constitución, reclamando su defensa, respeto y vigencia, superemos esta pesadilla y podamos reconocernos y reconciliarnos para reconstruir, ladrillo a ladrillo, entre todos, la Venezuela que nos merecemos. Que sea el pueblo venezolano, el soberano, quien diga si quiere salir de esta pesadilla o no.

 

“Con la verdad ni ofendo ni temo”. José Gervasio Artigas

 

Cap.(R), MSc., 4F, Ex–Const.
Florencio Antonio Porras Echezuría
6151584
Cap.(R), 4F
Luis Eduardo Chacón Roa
6049648
Cap.(R), Ing., 4F
Ismael Pérez Sira
4812682
May.(R), 4F
Carlos Guyón Celis
4309389
Gral.Brgda.(R), 4F
Rafael Virgilio Delgado 3629811
Cap.(R), Ing., 4 F Jesús Alberto García Rojas 8005829
TCnel.(R)
Emiro Brito Valerio
4523166
Cnel.(R), MSc.
Miguel Enrique Schmilinsky París
7606805
Phd., Prof. ULA
Wladimir Pérez Parra
7362580
Ing., Ex-Dip. AN
José Oscar Ramírez Rosales
8073655
Dra., Prof. ULA
Yajaira Romero 5778436
Abog.
Dolis Marina Sánchez Ramírez
14581843
Ex Constituyente Ernesto Alvarenga 5138985
Med.Vet., Ex – Dip. AN
Obdulio José Camacho
4666270
Abog. Javier Trejo 8029868
SM3era.(R)
Renny Ramiro Pedreañez Rincón
11393810
TCnel.(R), Ing. , MSc.
Luis Castellanos Hurtado 6851781
Prod. Agrop.
Manuel Moreno 11222725
Comerciante
Jean Josué Parra 14053793
Abog. Susana Kasrine Chidiak 8033364
Abog. Ubal Prado Santana 10832860
Ing. Germán A. Sánchez Ramírez 12039241
Tec. Julio César Rojas 8043341
MSc., Abog. Jim Morantes Monzón 12779215
Ing. Miguel Ángel Blanco 9693517
Polit., Prof. ULA José Domingo Sánchez 12347845
Lic. Eleida Katiuska Pérez Parra 9554393
Sr. José Luis Maldonado 1553170
Sr. Kais Bahsas 8088382
Lic. Yrak Nadechka Apolinar Zambrano 10749261
Prof. Rosa Pérez Sira 4362990
Lic. Jairo Debia 8089446
Lic Flor Porras Echezuría 6052250
Sra. Beatriz Debia 8070292
Abog. Marleny Devia 8076552
TSU Fátima Devia 8080376
Sra. Rita Devia 3296861
Abog. Alba Mayita Zambrano Álvarez 8085236
Abog. Carol Zambrano 12800727
Sra. Leidy Toscano 16020909
Polit. María Mercedes Flores Argote 21226128
Polit. Fabio Uzcátegui 15032972
TSU Deibi Mercado 19503709
Topog. Jesús Manuel Ramírez 4472489
Sgto.(R) Ramón Méndez 4702971
Transp. Orlando Puentes 9397832
Maestro Eglar Peña 19503709
Maestro José Araque 5768886
Sra. Dianora Devia 8074542
Sr. Alejandro Rodríguez 19146851
Sr. Miguel Devia 21330715
Estudiante universitaria Irochka Coromoto Porras Apolinar 19593710
Ing., Empresario Wilfredo Adrey Rojas Meléndez 7361405

 

 

Publicado en Internacional

En junio próximo se conocerán nuevas sentencias en EE.UU. como la del empresario Alejandro Burzaco. Infantino continúa con su depuración. Pero siguen apareciendo sospechosos de corrupción.


A un año de que se destapara el escándalo de los sobornos, en la FIFA siguen apareciendo corruptos. Son tantos, que ya no pide su extradición Estados Unidos. Los depura la vapuleada federación. El último es el alemán Markus Kattner, su ex secretario general adjunto. Despedido por irregularidades financieras esta semana, por ahora no integra la lista de los 41 ex dirigentes imputados por recibir coimas de empresarios que se apropiaban así de derechos televisivos. El 27 de mayo de 2015, siete de los acusados por la fiscal norteamericana Loretta Lynch eran detenidos en Suiza en un operativo del FBI y de la policía local. De aquellas cuatro decenas, hoy quedan muy pocos en prisión. La mayoría está en libertad bajo fianza y a los restantes se les otorgó el arresto domiciliario. En junio se conocerá una tanda de condenas en Estados Unidos. El 24 de ese mes se sabrá qué pena recibirá el ex CEO de Torneos y Competencias, Alejandro Burzaco. La investigación judicial que apuntó contra las sospechosas adjudicaciones de los mundiales de Rusia y Qatar, terminó por descubrir que la mugre había tapado sucesivas ediciones de la Copa América.


A los acusados se les inició proceso básicamente por tres cargos: conspiración criminal, conspiración para lavar dinero y transferencias fraudulentas. Pero hay más imputaciones, y la Justicia estadounidense trata de determinar dónde están unos 200 millones que recibieron los sobornados. La cadena de delaciones que empezó con el ex dirigente del fútbol de EE.UU., Chuck Blazer, se transformó en un dominó en el que cayó una pieza tras otra. El empresario brasileño y ex periodista deportivo José Hawilla también fue de los primeros en confesar cómo pagó sobornos para obtener derechos de TV.
Entre los dirigentes hay dos argentinos: Eduardo Deluca y José Luis Meiszner, ambos bajo arresto domiciliario. El tercer implicado falleció en 2014: Julio Grondona. También son tres los empresarios: Burzaco, Hugo Jinkis y su hijo Mariano. Podría agregarse a esta lista José Margulies, que nació en el país pero tiene la nacionalidad brasileña.


Los sospechosos de delitos que integraban la FIFA o las distintas federaciones nacionales fueron perseguidos, detenidos, embargados y afrontan penas que en Estados Unidos llegan hasta los 20 años de prisión. Esa es la parte más conocida de la trama. Pero muy poco se sabe de otra. Hasta dónde alcanzará la ley a otros partícipes necesarios: bancos como el JP Morgan, el HSBC y el Credit Suisse por donde pasaron los sobornos; las multinacionales del entretenimiento y la comunicación como Fox y DirecTV que se valieron de los derechos mal habidos; y la productora TyT Sports Marketing (una fusión de la brasileña Traffic y Torneos y Competencias) o Datisa (que unió a las dos anteriores con Full Play de los Jinkis) que pagaron las coimas.


El mes próximo, el primero que escuchará su sentencia será el caimanés Jeffrey Webb, ex presidente de la Concacaf (2011-2015) que espera en su casa por el fallo. Se declaró culpable como los empresarios Burzaco y Margulies que recibirán una condena segura pero reducida por haber cooperado, el 24 de junio. El ex CEO y accionista de TyC declaró en noviembre de 2015: “Torneos y yo obtuvimos rédito de estos pagos, directa e indirectamente, al asegurarnos los derechos en una compañía de la cual Torneos era socia. Esa compañía podía comercializar y Torneos podía cubrir con éxito los torneos que esos derechos cubrían”, afirmó.


Otros cuatro implicados que recibirán el veredicto de un juez estadounidense en junio son: el ex presidente de la Federación Colombiana de Fútbol, Luis Bedoya; su par de la Asociación de Fútbol Profesional de Chile, Sergio Jadue y los accionistas de la firma Media World, el español-estadounidense Roger Huguet y el brasileño Fabio Tordin. La confesión de estos últimos empresarios comprometió al ex presidente de Honduras y de la federación de su país, Rafael Callejas, hoy bajo arresto domiciliario. Todos ellos pagaron multas, devolvieron dinero sucio y se comprometieron a incriminar a más presuntos culpables.


El 27 de mayo del 2015 fueron atrapados en Zurich el uruguayo Eugenio Figueredo, el costarricense Eduardo Li, el venezolano Rafael Esquivel, el nicaragüense Julio Rocha, el brasileño José María Marín, el ya mencionado Webb y el británico-griego Costas Takkas. Serían los primeros pero no los últimos. Por el largo brazo de la Justicia yanqui o por la crisis imparable que se desató en la FIFA, comenzaron a caer muchos directivos latinoamericanos. Meses después les llegó el turno a los dos dirigentes más poderosos del fútbol mundial: Joseph Blatter y Michel Platini. El 21 de diciembre del año pasado la FIFA los suspendió por ocho años para cumplir cualquier actividad. Se los sancionó por deslealtad y conflicto de intereses. El suizo le había pagado al francés dos millones de dólares en 2011 por asesorar a la federación. Dijeron que era un acuerdo de palabra.


Como si el centenario Joao Havelange estuviera a salvo de tanto derroche y corrupción, la emprendió contra quien lo sucedió en la FIFA en 1998. Escribió en una carta que “Blatter sabía todo” cuando estalló el escándalo. Otro suizo pero más joven, el actual presidente Gianni Infantino, asumió el 26 de febrero pasado y a menos de dos meses de estar en el cargo, quedó salpicado por los Panama Papers. Como fuere, reclamó que a la FIFA le devuelvan al menos 190 millones de dólares que cobraron los dirigentes coimeros.


Las confederaciones como la Conmebol y las federaciones nacionales –incluida la propia AFA– podrían exigir también la parte que les corresponde por los sobornos que recibieron sus representantes que confesaron delitos. En la Argentina, ése no parece haber sido el camino elegido para recuperar lo que se pagó en coimas a cambio de televisar los partidos de la Selección. A TyC le extendieron un importante contrato de derechos televisivos hasta 2022. Sigue beneficiándose al igual que la cadena Fox –otra de las investigadas en EE.UU.– de lo que Burzaco se confesó culpable ante el juez Robert Levy, en Nueva York: “Un papel activo en las estrategias de sobornos”.


Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Publicado en Internacional
Jueves, 26 Mayo 2016 07:57

Universidad Distrital. Un mes de paro

 

El pasado 24 de mayo a las 10 am, los estudiantes de la Universidad Distrital ofrecieron una rueda de prensa en la sede de la facultad de Ingenierías –carrera 7a con calle 40, desde abajo (da) asistió y platicó con José Abraham Rivera Pérez (JAR) y con Ana María Nates Rodríguez (AMN), representantes de las y los estudiantes ante el Concejo Superior Universitario.

 

 

El acuerdo 01: la manzana de la discordia.

 

El representante José Abraham Rivera explicó las razones del paro, entre ellas el desconocimiento del estudiantado como actor político en la toma de decisiones, lo que los afecta directamente; cosa que el acuerdo 01 desconoce.

 

da. ¿Por qué el inconformismo con el acuerdo 01?

 

JAR: El Acuerdo 01 tiene poco de ilegal pero mucho de ilegitimo, porque fue votado sin la participación de las representaciones de egresados y estudiantes, aunque estos habían sido elegidos días previos a la votación, y el período de posesión empezaba a partir del primero de abril, un día después de que se votó este Acuerdo. Parte de la movilización está ligada a la ilegitimidad del acuerdo, pero sobre todo a la imposibilidad que existe en la Universidad en este momento de participación directa de la comunidad, de cómo esta participa y se hace escuchar y decide dentro de la estructura misma del funcionamiento de la universidad Distrital.

 

Por otro lado, el Acuerdo viola otros acuerdos alcanzados en paros anteriores. Por eso solicitamos que se respete la Resolución 018 del Concejo Superior Universitario (CSU) y la Resolución 071 del Consejo Académico del 2015; estas resoluciones le daban vía a una hoja de ruta metodológica que permitía, precisamente, la construcción democrática y participativa de un estatuto general para la Universidad Distrital, pero además de ello, todo un proceso de reforma universitaria que incluía estatutos derivados de este.

 

AMN: El acuerdo 01 coincide con los procesos de acreditación que hay dentro de la Universidad, procesos a los cuales no tenemos acceso y de los cuales no participamos. Hemos insistido en que nosotros/as debemos ser parte activa de la potenciación de los proyectos curriculares para que de verdad sea de alta calidad. Por eso, cuando exigimos mejores aulas, mejores espacios comunes, mejores laboratorios, mejores docentes, pensamos también en el futuro de la Universidad en los impuestos que paga la ciudadanía, queremos que llegue el mensaje a Bogotá de que valoramos ese dinero y que, por lo mismo, queremos hacerles ver que se está malgastando.

 

da. ¿Hay algún otro mecanismo diferente al paro al que ustedes como estudiantes puedan recurrir? ¿Hay consenso de estudiantes o se enfrentan a la apatía política?

 

AMN: No, nuestra única herramienta de participación es la representación estudiantil, pero el CSU apenas somos 2 contra 7, dos que exigimos recursos y participación democrática directa para la toma de decisiones tan importantes como la elección del Rector. Por eso para poder ser escuchados tenemos que recurrir a las vías de hecho.

 

JAR: Cuando se incumplen los acuerdos –acuerdos logrados en un paro– la comunidad reacciona, y reacciona de maneras particulares, en el caso del estudiantado uno de sus elementos y la bandera más fuerte, o el mecanismo más fuerte de presión, es el paro indefinido. En este momento completamos desde el 28 de abril un proceso de paro indefinido en todas las facultades, con bloqueos de administrativos y con diferentes acciones tomadas de comunicación, tanto fuera como dentro de la Universidad, sobre esta discusión que es la defensa de lo público y sobre todo lo que es construcción de participación y democracia dentro de las universidades.

 

AMN: Las y los estudiantes estamos organizados por proyectos curriculares, por facultades y por representantes de facultades, de esa manera reunimos las voces, en lo posible, de todos y todas, el paro se consultó en cada instancia y se decidió de acuerdo a lo expresado por los representantes de cada facultad y así se mantiene.

 

La apatía es un problema al que nos enfrentamos siempre y es algo grave. Después de un mes se entiende que la gente se canse, se vaya agotando, pero en esta oportunidad, como puedes ver, hay una buena cantidad de estudiantes y eso nos impulsa a seguir hasta las últimas consecuencias.

 

 

Disputa por la democracia

 

En la Universidad Distrital el problema de la corrupción se ha repetido constantemente con cada administración que ha tomado sus riendas. Los estudiantes afirman que esta situación se reproduce porque la conformación del CSU responde a intereses políticos y económicos particulares.

 

da. ¿Qué es el Concejo Superior Universitario y cómo está conformado?

 

AMN: El CSU es la instancia última de toma de decisiones, es el órgano máximo de dirección y de gobierno de la Universidad. Lo conforman el alcalde de Bogotá, o su delegado –quien es el que lo preside, un representante del presidente de Colombia, un delegado del ministerio de Educación, un representante del concejo académico, un representante de los ex rectores, el representante de los profesores, el representante estudiantil y un representante de los egresados, un representante del sector productivo elegido por el Concejo Superior Universitario y el rector, que tiene voz pero no voto.

 

JAR: Es claro que el CSU cambia progresivamente, y cambia en la medida en que se eligen nuevos miembros. El CSU es un órgano de la Universidad Distrital que se renueva constantemente, en la medida en que algunos de sus miembros cambian y otros permanecen estables durante mucho tiempo, como es el caso de la representación de los gremios, pero en general tiene cambios constantes, y uno de estos está ligado a quién ejerza la presidencia del consejo, es decir, el representante de la Alcaldía. Cuando cambia el alcalde de Bogotá, cambia su representante, en este caso, la secretaría de educación.

 

Aunque se han desarrollado procesos de discusión dentro del CSU, históricamente el Consejo ha tomado decisiones desde su autonomía, una autonomía impuesta que desconoce la participación del resto de la comunidad educativa.

 

 
La Distri y Bogotá

 

da. ¿Cómo articulan el paro que adelantan con la coyuntura de la ciudad, específicamente el problema de la venta de la Etb?

 

AMN: Otra de las cosas que hemos analizado desde los procesos de discusión con los estudiantes, es cómo nos pensamos frente al modelo de ciudad de la nueva administración. En ese sentido nuestra postura es muy firme al decir no a la venta de la Etb, porque también es un proceso que nos involucra como Universidad Distrital; nos involucra en el sentido en que somos financiados por la Etb, somos accionistas (tenemos cerca del 2% de las acciones) y esto representa para nosotros un ingreso muy significativo año a año. Adicionalmente, el Distrito invierte también el dinero de la Etb en la Universidad, por lo que es para nosotros vital que no se venda la Etb.

 

Así mismo, como otros procesos desarrollados en el modelo de ciudad que propone la presente administración en temas como medio ambiente, organización de territorio, que como estudiantes hemos estado evaluando, estudiando y presentando una postura, porque es nuestra labor aportar, a través de una reforma para que sean más los estudiantes que ingresen y para que el conocimiento que aquí se genere sea de provecho para la ciudad, porque lo que buscamos es el bienestar de las/os ciudadanas/os. Sin embargo nuestro enfoque es la Universidad, es nuestro deber velar porque no sea más un negocio de unos pocos.

 

 

Represión contra el movimiento estudiantil

 

El viernes 21 varios estudiantes fueron agredidos por el Esmad mientras realizaban actividades con el fin de informar a la ciudadanía de la situación de la Universidad y del porqué del paro, esto con el objetivo de ganar solidaridad por parte de las y los bogotanos/as.

 

da. ¿Cómo se dieron los altercados contra el Esmad?

 

AMN: Salimos en horas de la tarde para manifestar a las personas sobre la situación de la Universidad; como por variar ya estaba listo un escuadrón del Esmad. Nos dijeron que no ocupáramos la vía, pero sólo estábamos bloqueando un carril, como vimos que la misma policía desvió el flujo vehicular decidimos tomarnos toda la séptima. En seguida empezaron a disparar balas de caucho. Muchos compañeros resultaron con heridas leves que tuvieron que ser tratadas en la enfermería de la Universidad.

 

da: Supimos a través de redes sociales que hubo roces con los trabajadores administrativos, ¿qué sucedió?

 

AMN: El lunes 23 de mayo, como a las 8 de la mañana, llegaron algunos trabajadores de la dirección administrativa que intentaron ingresar al edificio, pero como los compañeros que estaban de turno en el bloque no los dejaron entrar empezaron a arremeter con insultos y amenazas. Hasta llegaron al punto de romper las sillas de unas mesas de plástico para golpear la puerta de cristal y romperla. Así duraron hasta las 11, cuando por fin se calmaron y se fueron.
Esas mismas personas nos dieron su apoyo recién empezamos el paro, desconocemos las razones por las cuales procedieron de esa manera.

 

da. El temor latente entre los estudiantes en estos paros es la cancelación del semestre ¿las directivas de la Universidad se han referido sobre el tema?

 

AMN: Sí, es verdad. Esa es una pregunta permanente porque ya vamos a completar un mes en paro y el calendario académico está por finalizar. Sin embargo el concejo académico no se ha manifestado sobre el tema, ni siquiera ha habido amenazas de una posible cancelación. Además, dentro de las peticiones presentes en la declaración política de la Asamblea General de Estudiantes (ver documento anexo), se estableció que una vez terminado el paro se debería recuperar la cantidad exacta de días de clase invertidas en el paro, es decir, si se gastaron 1 mes un día; un mes y un día se debe extender el semestre.

 

Así las cosas, el movimiento estudiantil en la Universidad Distrital se mantiene firme; hay optimismo por parte de sus líderes que sienten el apoyo de la mayoría de los/as estudiantes.

 

 

 


 

 

Declaración política
Asamblea General de Estudiantes
Universidad Distrital Francisco José de Caldas
Mayo 3 de 2016 – Facultad Tecnológica

 

 

La universidad Pública en medio de una crisis generalizada de presupuesto, gobernabilidad, participación y Autonomía, trata de sobrevivir a los diferentes embates de los procesos de mercantilización y estandarización de la educación, como a los serios problemas de corrupción y manejo inadecuado del escaso presupuestoa manos de los intereses particulares de algunos grupos de poder al interior de las IES.

 

En el caso particular de la Universidad Distrital Francisco José de Caldas se configuran varias problemáticas al mismo tiempo; por un lado se encuentra la necesidad de modificar las mallas curriculares de los proyectos de licenciaturas para responder a los criterios de acreditación del Ministerio de Educación Nacional en el marco del decreto 2450 de 2015 y la resolución 2041 de 2016,en una clara afectación a la autonomía universitaria a través de la estandarización de currículos. Por otro lado el CSU un proceso de designación de rector en propiedad a través del acuerdo 001 del presente año,el cual fue aprobado sin la presencia de los representantes de los egresados y los estudiantes en este órgano de dirección. Como comunidad universitaria decimos si a la elección de rector en propiedad,pero elegido de manera democrática y directa, y de esta manera acabar con la interinidad del cargo que ya suma 28 meses. Sumado a todo ello el CSU no le da continuidad al proceso de Reforma Universitaria desconociendo el alcance de las resoluciones 018 de 2014 del CSU y 071 del 2015 del Consejo Académicoy en el mismo sentido al trabajo de la comunidad universitaria durante el proceso de Reforma, que en una primera fase se materializa en el Documento propuesta de Estatuto General. La universidad igualmente sufre un serio problema de déficit de infraestructura y espacio físicos que genera serias afectaciones al normal desarrollo de las actividades académicas y a las condiciones básicas de Bienestar Institucional para la comunidad universitaria.

 

Por todo ello y con espíritu indeclinable los Estudiantes de la Universidad Distrital reunidos en Asamblea General de Estudiantes el día 3 de Mayo ratificamos el Estado de PARO INDEFINIDO acordado en Asambleas anteriores, hasta tanto no se cumplan las siguientes exigencias:

 


Exigencias

 

1. Exigimos la derogación del acuerdo 001 del CSU de 2016, con intensión de crear un proceso de elección democrática y directa del rector consensuado con la comunidad universitaria independiente del estatuto general en función.


2. Exigimos respetar las resoluciones 018 del CSU y 071 del Consejo Académico, garantizando la continuación del proceso de reforma de carácter vinculante, retomando los debates por proyecto curricular, renovando la asamblea constituyente universitaria y creando mesa de expertos jurídicos que apoyen la modificación del estatuto propuesto. Este camino, para aprobar junto al CSU y en plenaria de la Asamblea Constituyente Universitaria el nuevo estatuto general.

 

3. Exigimos la creación de una mesa de concertación frente al proceso de acreditación institucional de carácter amplio y democrático, que permita abrir espacios de trabajo con las dependencias académicas frente a las directrices nacionales del Plan Nacional de Desarrollo y Consejo Nacional de Acreditación.

 

4. Exigimos que ningún cuerpo colegiado de la universidad distrital adelante propuestas de reforma curricular en ningún programa de la universidad y en especial de la facultad de ciencias y educación, ni la creación de nuevos proyectos curriculares o facultades sin la participación de la comunidad universitaria.

 

Igualmente la Asamblea General de Estudiantes apoya el proceso de Defensa de la ETB ante las intenciones de venta por parte del Gobierno Distrital.

 

En relación a las garantías académicas para la finalización del paro y el retorno a la normalidad académica se exige lo siguiente:

 

a. Cancelación de cualquier materia sin importar la prueba académica
b. Cancelación de semestre y reintegro automático en el siguiente semestre
c. Invalidez de cualquier nota generada durante el proceso de paro de manera presencial y/o virtual
d. Que se complete el 100% del syllabus en términos de tiempo y contenido establecidos desde el inicio de semestre
e. Que se modifique el calendariode fechas previsto para los grados, de tal manera que se cumpla con la totalidad de graduandos que se tenía planificada para el semestre en curso. Así mismo que se garantice la aprobación de prácticas laborales y procesos de pasantía que se venían tramitando
f. Que no se genere ninguna nota durante la primera semana de retoma de la actividad después de terminado el paro estudiantil
g. Que en el marco del acuerdo 004 del 2011 no se cuente como parte del proceso de renovación de matrícula el semestre 2016-I
h. Que no se hagan válidas las multas generadas por las bibliotecas que se han expedido durante el tiempo de paro estudiantil
i. Que se garanticen los espacios en arriendo para la culminación del semestre después del paro.

 

Agenda de movilización

 

Entre los días 3 y 5 de mayo, definir vocerías para la mesa negociadora del pliego de exigencias a través de Asambleas por Facultad. La definición del futuro del paro la determina la asamblea general de la UD.

 

Viernes 6 de Mayo. Rueda de Prensa con medios de comunicación a las 2 pm en la facultad de artes ASAB.

 

Martes 10 de Mayo. Intervención de vocerías de la Universidad Distrital en la Comisión Sexta del Senado de la República.

 

Miércoles 11 de Mayo. Asamblea General de Estudiantes a las 11 am en la Facultad de Ciencias y Educación.

 

Viernes 13 de Mayo.Movilización masiva al Concejo de Bogotá.

 

Bloqueo en todas las sedes Administrativas de la Universidad Distrital mientras se siga con el carácter de PARO INDEFINIDO.

 

Nos alegra enormemente que el compañero Miguel Ángel Barbosa haya abierto los ojos y que su diagnóstico médico indique mejoría. Seguimos acompañando a su familia y amigos en esta difícil situación. Solicitamos que el Consejo Superior Universitario emita un pronunciamiento sobre el avance de la investigación que lleva acabo el CTI de la Fiscalía sobre los confusos hechos en los que resulto herido de gravedad, y en el que se acusa al ESMAD de haber atentado sobre la humanidad de Miguel.

 

Que el peso de la historia no nos juzgue como la generación que dejo perder la Universidad Pública, digna, popular, emancipadora, transparente y de Excelencia Académica

 

Asamblea General de Estudiantes
Universidad Distrital Francisco José de Caldas

 

 

 

Publicado en Colombia

El presidente en ejercicio, Michel Temer, enfrenta a partir de ahora una prueba de fuego en Brasil. El pasado lunes se conocieron las conversaciones de Romero Jucá, su fugaz (11 días) ministro de Planificación y uno de los principales artífices del golpe parlamentario que alejó, por un plazo hasta de 180 días, a la presidenta electa Dilma Rousseff.

En esas conversaciones, Jucá, en una especie de autopsia de la conspiración, dejó claro que la iniciativa de alejar a la mandataria tenía por objetivo paralizar las investigaciones de corrupción que amenazan a varios altos dirigentes políticos. Luego de librarse de su incómodo cómplice, el interino Temer presentó su plan económico. Aunque se esperaban medidas drásticas, hubo sorpresa por el radicalismo extremo de las posturas neoliberales.

Algunos puntos exigirán cambios en la Constitución, y afectarán duramente el presupuesto destinado a salud y educación. La receta clásica –reducir drásticamente gastos públicos para reactivar la economía– fue adicionada por cambios en la ley del petróleo, por la desaparición de un fondo soberano de unos 570 millones de dólares que recibiría recursos de la explotación del pre sal (yacimientos en aguas ultraprofundas) destinados exclusivamente a la educación. También el BNDES (Banco Nacional de Desarrollo Económico y Social), considerado uno de los más grandes bancos estatales de fomento en el mundo, deberá anticipar el pago al Tesoro de unos 29 mil millones de dólares. Tanto el fin del fondo soberano como el cobro anticipado de la deuda del BNDES tienen por objetivo librar el Tesoro de la necesidad de emitir nuevos títulos de la deuda pública.

Los beneficios sociales pasan a ser desvinculados del ajuste del salario mínimo. Tampoco habrá aumentos en el crédito a la agricultura familiar y el destinado a las microempresas.

Temer quiere una enmienda a la Constitución que establezca una prohibición para que los gastos del gobierno superen la inflación del año anterior.

El nudo de todo el plan elaborado por el ministro interino de Hacienda, Henrique Meirelles, se resume principalmente en establecer un techo para el gasto público. Recursos para salud y educación, por ejemplo, previstos constitucionalmente en términos porcentuales del PIB, pasan a tener un tope menor. Es la "desvinculación" de obligaciones establecidas por la Constitución.

De acuerdo con el nuevo plan, para que los gastos en salud y educación superen la inflación del año anterior será necesario que otras áreas del gobierno gasten menos de lo previsto.

Estudios del gobierno interino indican que el déficit en las cuentas públicas, clasificado como "agujero", alcance este año la marca de los 170 mil millones de reales, o sea, unos 48 mil millones de dólares. El PT y el equipo de la presidenta apartada dicen que es un cálculo "exagerado".

De todas formas, hay consenso alrededor de al menos un punto: la situación económica es catastrófica, gracias, en buena parte, al boicot impuesto en la Cámara de Diputados desde 2015, cuando Eduardo Cunha la presidía. Muchas de las medidas ahora anunciadas fueron propuestas por Dilma Rousseff y sumariamente rechazadas. La novedad es que Temer las agrupó, las incrementó, las amplió y ahora pretende aprobarlas.

Un tema especialmente sensible, el sistema de jubilaciones, no fue tratado ayer. Otros, igualmente delicados, como el que prevé cambios drásticos en las reglas de explotación del petróleo, serán presentados a debate "lo más pronto posible". Recursos destinados a programas sociales implantados por Luiz Inacio Lula da Silva y mantenidos o profundizados por Dilma Rousseff, como el de la vivienda popular, las becas para que los pobres puedan pagar estudios superiores, las destinadas a especializaciones en el exterior, los recursos para escuelas técnicas, sufrirán restricciones severas.

Lo que se deprende de lo anunciado ayer es que, en lugar de buscar ajustes en las políticas económicas y sociales vigentes, se optó por un vuelco radical. La tesis de la "disminución del tamaño del Estado", tratada por "adaptación", prevaleció sobre todas las demás.

No hubo mención alguna a alternativas que estaban en estudio, como la elevación de impuestos sobre grandes fortunas, o que se restableciera el impuesto sobre lucros y dividendos recibidos por dueños y accionistas de empresas. Tal impuesto fue eliminado en 1995, en el primer mandato de Fernando Henrique Cardoso. La regla vale para un microempresario, que ingresa mil dólares al mes, y para un accionista de grandes empresas, que ingresa cien mil. Hay un proyecto de ley del senador Lindbergh Farias, del PT, para corregir ese desequilibrio, pero está congelado en el Senado desde hace más de un año. Si fuera restablecido hoy, significaría 25 por ciento del déficit anunciado por el interino Temer.

Tampoco se mencionan cambios en el impuesto sobre herencias, que actualmente es de 4 por ciento, uno de los más bajos del mundo.

El plan de Temer tendrá que ser aprobado por dos tercios de diputados y senadores en el Congreso. La oposición al gobierno interino, es decir, el PT y los demás partidos de izquierda, prometen obstaculizarlo.

Mientras, se esperan nuevos escándalos. Temer tiene poquísimo tiempo para afianzarse al frente del gobierno nacido del golpe institucional.

Publicado en Internacional
Lunes, 23 Mayo 2016 09:17

Lavarse las manos

¿Quién pensaría que uno de los grandes temas nacionales a debate en la última superpotencia, ante los urgentísimos asuntos de cambio climático, guerra, refugiados, violencia con armas de fuego y más, serían... los baños?

 

Durante los últimos días la disputa sobre si las personas transgénero tienen el derecho o no de ir al baño que prefieran en lugares públicos ha llegado a incluir declaraciones del propio presidente en defensa de ese derecho, frente una oposición férrea de legisladores y gobernadores conservadores histéricos que insisten en que es obligatorio ir al baño correspondiente al sexo con el que uno nació. Tal vez se tendrá que presentar un acta de nacimiento para comprobar que uno puede usar el de damas o el de caballeros. La disputa es importante, sí, por un principio de derechos civiles, pero mientras se debate habrá mucha gente que en estados como Carolina del Sur o Texas tendrá que aguantarse o enfrentar al pobre representante de alguna autoridad que aparentemente tendrá que ser asignada en cada baño público, o de los restaurantes (ojalá no armado), para determinar quién puede o no pasar.

 

Por otro lado, el acceso a los baños sí es asunto clave, si uno reporta las maniobras de los más ricos y sus títeres políticos en la pugna electoral en este país, sólo para poder ir a lavarse las manos después de estar tan cerca de la mugre de tanta corrupción (si no es para vomitar después de escuchar tantas salvajadas contra seres humanos, amenazas de crímenes de guerra, mentiras, engaños e insultos entre buena parte del elenco político).

 

La corrupción del sistema político y económico se documenta diariamente con el enorme traslado de riqueza a los más ricos, al famoso 1 por ciento, que define en gran medida a este país en este momento. Todo esto no es resultado de una fuerza de la naturaleza, ni mucho menos de la mano invisible del mercado libre, sino de una serie de políticas y leyes formuladas por una clase política patrocinada en gran medida (con importantes excepciones) por ese 1 por ciento. Tal como se ha repetido por todo observador honesto, incluidos los economistas Premio Nobel Joseph Stiglitz y Paul Krugman y el ex presidente Jimmy Carter, entre otras figuras destacadas: con la masiva acumulación de riqueza por los más ricos, hay una acumulación de poder político para asegurar –contra el interés y la opinión pública mayoritaria– que las cosas sigan exactamente así. Algunos lo llaman plutocracia.

 

En el fondo, la elección de 2016 gira sobre este tema, aunque a veces se pierde de vista en la noticia cotidiana sobre quién va ganando, qué mentiras dijeron, o qué nueva barbaridad ofreció alguno de los precandidatos y sus aliados.

 

Esta es la elección más cara de la historia, y los dos favoritos para coronarse como candidatos de los dos partidos nacionales, Hillary Clinton y Donald Trump, ya han expresado que buscarán recaudar cada uno, por lo menos, mil millones de dólares más para la batalla de la elección general.

 

¿Y quién está dando la gran mayoría de esos fondos? Para los precandidatos presidenciales –con una excepción– provienen del club del 1 por ciento más rico.

 

En esta coyuntura electoral, hasta la fecha, Clinton ha recaudado más de 300 millones, y Trump financia su campaña, por ahora, con su propia fortuna multimillonaria. Ambos han establecido Comités de Acción Política (PAC, por sus siglas en inglés) que son entidades creadas para canalizar y gastar fondos para promover las candidaturas de políticos, de manera individual, o de un partido; algo que técnicamente se tiene que hacer de manera independiente de las campañas. Por ley las campañas no aceptan más de un total de 2 mil 700 dólares en contribuciones de un solo donante, pero los PAC pueden aceptar –en algunos casos– hasta 449 mil 400 de un individuo, mientras los llamados Súper PAC pueden recibir donaciones ilimitadas de individuos, empresas y sindicatos, y no están obligados a identificar a sus donantes.

 

Los ricos, todos lo saben, no dan lana a cambio de nada. El precio de su generosidad se ve claramente en políticas que generalmente son opuestas justo a lo que favorecen las grandes mayorías. O sea, lo que está frente a todos en esta elección es la corrupción masiva, y legal, de la que se define como la mayor democracia del mundo.

 

Las insurgencias dentro de cada partido son, en gran medida, la expresión de un repudio masivo a esta corrupción. Trump ha logrado capturar esta ira al presentarse como el único entre los precandidatos republicanos no corruptible, porque es su propio amo, ya que es multimillonario. Más aún, acusó a los demás –con toda razón– de ser servidores, si no es que títeres, de los ricos, y que él lo ha comprobado personalmente, ya que les había dado dinero anteriormente, y eso incluye a la pareja Clinton.

 

En la disputa por la nominación del Partido Demócrata, Bernie Sanders desde un inicio atacó a Clinton por su cercanía politica y personal a Wall Street. Esta última semana retó a la cúpula del partido, y declaró que era tiempo de definirse: ¿estamos del lado de la gente trabajadora o de los intereses del gran dinero? No se puede estar de lado de Wall Street y de la gente trabajadora de este país

 

La campaña de Sanders ha recaudado 212 millones, casi lo mismo que Clinton, pero de 2.4 millones de ciudadanos comunes que han hecho 7.6 millones de contribuciones en promedio de sólo 27 dólares. Eso ha establecido un nuevo récord para un candidato presidencial a estas alturas de una elección y demostrado que el 1 por ciento no es necesario para una campaña. Más aún, Sanders es el único precandidato sin un PAC. Rompió las reglas.

 

Mientras los ricos deciden qué harán con estas insurgencias –una con filo fascista y otra más socialdemócrata– y se reúnen, literalmente, para pensar en cómo manipular estas elecciones presidenciales y legislativas de aquí a noviembre, hay señales de que esta manera de expresar la voluntad democrática ya no convence, y que podría caer por su propio peso.

 

Mientras tanto, con permiso, voy al baño.

 

 

Publicado en Internacional
Miércoles, 18 Mayo 2016 06:52

El impeachment amenaza ahora al propio Temer

El magistrado del Supremo Tribunal Federal (STF) de Brasil Marco Aurelio Mello presentó una acción que pide a la Cámara de Diputados la instalación de una comisión especial que revise un pedido de impeachment (juicio político) contra el presidente interino del país, Michel Temer, informó el martes la corte.


La decisión fue tomada luego de que el propio tribunal decidió estudiar una solicitud presentada por un abogado en que se exige la apertura de un proceso de impeachment similar al sufrido por la presidenta Dilma Rousseff, pues Temer, en su calidad de vicepresidente, firmó el año pasado cuatro decretos económicos que modificaron los presupuestos del Estado sin la aprobación del Congreso.


El recurso se basa en que Temer firmó decretos de créditos suplementarios del mismo tipo de los que suscribió Rousseff, lo que sirvió de argumento para la petición de juicio político de la mandataria. Temer sustituyó el 12 de mayo pasado a Rousseff, quien fue suspendida temporalmente por el Senado con el alegato de maquillar los balances públicos de 2014 y 2015.


Mello resolvió sobre un recurso presentado por el abogado Mariel Marley Marra, de Minas Gerais, contra la decisión del entonces presidente de la cámara baja, Eduardo Cunha –actualmente suspendido– de archivar el pedido de juicio político contra Temer.


Ahora la decisión de cuándo poner la acción a consideración del pleno del STF la tiene el presidente de la corte, el juez Ricardo Lewandowski. Las sesiones plenarias se llevan a cabo los martes y miércoles.


Según el sitio de Internet del diario O Estado de Sao Paulo, Lewandowski todavía no ha definido una fecha para incluir el caso en la agenda del pleno de la corte.


En otro orden, el director general de la Agencia Brasileña de Inteligencia (ABIN), Wilson Roberto Trezza, habría presentado su dimisión después de que el gobierno interino de Temer decidió la recuperación del antiguo gabinete de seguridad institucional sin consultarlo.


El diario Folha de Sao Paulo informó que la renuncia fue presentada el lunes pasado durante una reunión con el nuevo ministro de Seguridad, general Sergio Etchegoyen, aunque su salida definitiva se dará hasta el final de los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro, en agosto.


El Instituto Lula, que representa al ex presidente Luiz Inacio Lula da Silva, desmintió acusaciones hechas en la televisión por el ex senador del Partido de los Trabajadores (PT), Delcidio Amaral, sobre una supuesta obstrucción a la justicia del ex mandatario.


El presidente del PT, Rio Falcao, anunció que Rousseff y Lula emprenderán en breve una gira por varios países para denunciar el golpe en Brasil.


En tanto, como parte de los cambios en el gobierno interino fue designado presidente del Banco Central el economista Ilan Goldfajn, anunció el ministro de Hacienda, Henrique Meirelles. El nombramiento debe ser aprobado por el Senado.

Publicado en Internacional

“El impeachment de la presidenta Dilma Rousseff es impensable y generaría una crisis institucional. No tiene ninguna base política ni jurídica”.

 

La frase fue proferida hace menos de un año por un hombre denunciado como integrante de un esquema ilegal de compra de etanol, acusado de controlar la corrupción en el puerto marítimo de la ciudad de Santos y condenado por irregularidad en gastos en campañas electorales.

 

Ese hombre se llama Michel Temer. A partir de la tarde de hoy asume la presidencia del quinto país más poblado del mundo. Ocupará interinamente el puesto que pertenece a Dilma Rousseff hasta que termine en el Senado el juicio determinado ayer.

 

No tiene ninguna duda de que la presidenta no volverá, y que él gobernará el país hasta el 31 de diciembre de 2018. Por eso pasó las últimas semanas trazando lo que será su gobierno, atento también a lograr una base de apoyo en el Congreso, especialmente en la muy enredada Cámara de Diputados.

 

Hace días sufrió un duro golpe con la suspensión de su principal aliado, Eduardo Cunha, quien entre un juicio y otro, entre una acusación y otra, presidía la Cámara de Diputados.

 

Cunha, uno de los símbolos máximos de corrupción, sabría conseguir –a cambio, claro, de asegurar puestos y presupuestos en el nuevo gobierno– el respaldo necesario para posibilitar la implantación de una durísima política neoliberal que será el contrapunto a las políticas sociales llevadas a cabo por el PT de Luiz Inacio Lula da Silva y Dilma Rousseff en los últimos 13 años.

 

De la mano del nuevo mandatario llegan al gobierno los que fueron sucesivamente derrotados en las últimas cuatro elecciones presidenciales: los del PSDB, del ex presidente Fernando Henrique Cardoso, que se esmeró al máximo para que el golpe institucional fuera exitoso. Además, llegan políticos de la derecha más dura: el DEM (Partido Demócrata).

 

Temer pasó el fin de semana armando su gobierno. Los que dieron el respaldo necesario para que el golpe triunfara –los barones tradicionales del Congreso, los medios hegemónicos de comunicación, el empresariado, los que controlan el agronegocio, y el sacrosanto mercado financiero– tuvieron un papel fundamental en la elección de los nombres, aprobaron a unos y rechazaron a otros.

 

Serán 22 ministerios frente a los 32 actuales. El puesto clave: el Ministerio de Hacienda, el más poderoso, será entregado a Henrique Meirelles, el polémico presidente del Banco Central en los gobiernos de Lula da Silva. En ese periodo tuvo las políticas sociales del gobierno como límite a sus ímpetus de neoliberal radical Ahora, con Temer, tendrá manos libres.

 

No será, como se pretendió anunciar, un gobierno de notables. Primero, porque los mejores en cada especialidad difícilmente participarían en un gobierno ilegítimo. Y segundo, porque Temer sabe que carece de apoyo popular y de poder de decisión: está en manos de sus aliados.

 

En sus intentos por armar el gabinete cometió deslices espantosos, como intentar tener a uno de esos autonombrados pastores electrónicos evangélicos, ardiente defensor del creacionismo y negador furioso de Charles Darwin, como ministro nada menos que de Ciencia y Tecnología. Luego quiso destinar el Ministerio de Defensa a un joven diputado de 36 años, hijo de uno de los símbolos de la corrupción en Brasil. Los jefes de las tres armas hicieron llegar a Temer un mensaje corto y seco: jamás aceptarían ser comandados por semejante figura.

 

Al menos cinco políticos que integraron los gobiernos de Lula y Rousseff volverán al gobierno nacido de un golpe. Tendrán a su lado nombres de políticos conocidos no precisamente por la ética y la decencia.

 

Gobernará a la sombra del senador Aécio Neves, que en 2014, cuatro días después de su derrota, requirió a los tribunales la impugnación de la victoria de Rousseff. Ahora, Neves lo logró, pero en el Congreso.

 

Gobernará enfrentando al PT y otros partidos de izquierda, y algo aún más grave: las investigaciones que corren en el Supremo Tribunal Federal contra algunos de sus actos y muchos de sus aliados.

 

En la noche de ayer, mientras en el Senado se consumaba el golpe institucional, miles de personas se juntaban en ciudades brasileñas para protestar contra el golpe. También había, pero en número francamente inferior, los que aplaudían la irremediable defenestración de la presidenta. En Brasilia, la policía reprimió brutalmente una marcha de mujeres que se manifestaban en favor de la primera mujer que llegó a la presidencia de Brasil. Hubo quien preguntó si la brutalidad de la policía sería una muestra de lo que vendrá con Temer.

 

En los últimos días Dilma Rousseff sacó del palacio presidencial sus objetos y documentos personales. Ayer fue el día de sacar sus últimos libros y las fotos de su hija y dos nietos que estaban en su despacho personal.

 

Este jueves volverá al Palacio do Planalto para una conferencia de prensa. Será su último acto como la presidenta que recibió 54 millones 500 mil votos y cuyo mandato fue suspendido por los senadores.

 

A partir de ahora se defenderá en un juicio político que transformó el Congreso en un tribunal espurio, un tribunal de excepción.

 

 

Publicado en Internacional
La Cámara estudiará ahora y durante 180 días las acusaciones contra la presidenta brasileña por alterar supuestamente las cuentas públicas

 

 

Brasilia 12 MAY 2016 

 

Tras una sesión plenaria histórica y extenuante, una mayoría simple de senadores brasileños (55 de 81) dio luz verde al proceso de destitución o ‘impeachment’ contra la presidenta del país, Dilma Rousseff. 22 votaron en contra. La dirigente del Partido de los Trabajadores saldrá hoy mismo por la puerta principal del palacio de Planalto, sede presidencial, en un gesto explícito que quiere decir que acata pero no aprueba la decisión. Más tarde, Rousseff se recluirá en el futurista Palacio de la Alborada, su residencia oficial, donde se le permite quedarse en su nueva condición de presidenta espectral. El vicepresidente del país, Michel Temer, líder del Partido Democrático do Movimento Brasileiro (PMDB), asumirá la jefatura del Estado.

 

Lo que los senadores brasileños decidieron este jueves, de facto, es la apertura formal del impeachment, el proceso de destitución, el juicio político que discurrirá en el Senado, como máximo y a partir de hoy, durante 180 días. En estos seis meses los 81 senadores discutirán si Rousseff cometió crimen de responsabilidad hacia la República al alterar las cuentas públicas para equilibrar los balances presupuestarios de un año para otro a base de pedir dinero a grandes bancos públicos. Una posterior votación, que se celebrará probablemente en octubre, decidirá el destino final de Rousseff. Para entonces no servirá sólo la mayoría simple. Pero eso queda lejos. Y lo determinante es que durante todo ese tiempo la presidenta deja de ser presidenta real. El poder, automática y plenamente, pasa a las manos del vicepresidente, Michel Temer, hasta hace un mes y medio aliado político de Rousseff y ahora su peor enemigo y, en palabras de ella misma, "un traidor y el padre de los conspiradores".

 

En la tribuna, los defensores del impeachment, la mayoría de partidos de centro y de derecha, hablaron de esas maniobras fiscales. Pero se refirieron más, para justificar su decisión, a la catastrófica marcha de la economía (que retrocede a razón de un 3% del PIB al año), a las sucesivas rebajas de las agencias de calificación, que ya han colocado los bonos brasileños al nivel de bono basura y, en general, a la necesidad de cambiar de Gobierno para que la perspectiva cambie. Los defensores de Rousseff replicaron en su mayoría con un argumento simple: no se puede echar a una presidenta elegida por el pueblo, con 54 millones de votos detrás, apelando a unas maniobras fiscales que no constituyen a su juicio un delito grave o a la situación económica, porque para eso están las urnas.

 

 
Sesión maratoniana

 

Con todo, la sesión plenaria, más allá de su maratoniana extensión (todos los senadores que quisieron tuvieron el derecho de hablar por 15 minutos), discurrió sin los excesos chocantes y algo ridículos de la votación hermana en el Congreso, celebrada hace varias semanas. Entonces, los diputados abundaron en gritos, cánticos, lanzamientos de confeti, manteos e invocaciones que o no venían al caso ("voto por mi tía que me cuidó de pequeño") o eran sencillamente repugnantes, como la del parlamentario Emir Bolsonaro, que dedicó su voto (contrario a Rousseff) a un torturador de tiempos de la dictadura.

 

El presidente del Senado, Renan Calheiros, tuvo cuidado de que el pleno no se le fuera de las manos. De hecho, en un momento caldeado en que los asistentes se pusieron a hablar de más impidiendo que se oyese al orador de turno, llamó al orden: "No voy a dejar que esto acabe como en el Congreso".

 

Mientras, fuera, en Brasilia y São Paulo se celebraban manifestaciones a favor y en contra de Rousseff, en Brasilia separadas por un muro metálico y en la Avenida Paulista por la policía. En cualquier caso, fueron mucho menos numerosas que las organizadas el día de la votación del Congreso, lo que indica que la población, de alguna forma, ha asumido el resultado de la votación, cantado desde hacía días, ya que todas las encuestas así lo anunciaban.

 

Al tiempo que los senadores hablaban uno detrás de otro, en el Palacio de Jaburu, el vicepresidente Temer, ya sabiéndose jefe del Estado, se reunió con la plana mayor de lo que será su próximo gabinete. Con un ojo puesto en la economía y otro en las medidas de austeridad a su juicio necesarias para enderezar el rumbo financiero del país, el flamante nuevo presidente se dirigirá al país a las tres de la tarde de este jueves. A esa hora, Rousseff habrá ingresado ya en su extraña condición de presidenta sin presidencia. A Fernando Collor de Melo, hasta ahora el único presidente democrático de Brasil apartado del poder por un impeachment, en 1992, le rebajaron el sueldo y le suprimieron las prerrogativas. En una televisión brasileña contó que le redujeron hasta el combustible del avión que utilizaba para sus desplazamientos de modo que no se podía desviar ni un milímetro de la ruta prefijada. Collor renunció un día antes del juicio definitivo, viviendo durante dos meses esa suerte de limbo presidencial. Rousseff ha asegurado que no va a renunciar nunca, que sólo le apartaran del cargo que ganó en las urnas a la fuerza.

 

 


 

 

Auge y caída del Partido de los Trabajadores

 


El PT tendrá que reconstruirse para ganarse la confianza de la parte de la izquierda que se ha sentido traicionada

 

Talita Bedinelli

 

Cuando, la tarde del 1 de enero de 2003, el tornero mecánico Luiz Inácio Lula da Silva se dirigía al Congreso Nacional para pronunciar su primer discurso como presidente, ocho de cada 10 brasileños creían que su Gobierno sería excelente o bueno. El nivel de esperanza, una palabra que se había convertido en su lema de campaña, era el más alto jamás visto en un inicio de mandato desde el retorno de la democracia al país. Después de transitar en un coche abierto, rodeado de simpatizantes, y de ser agarrado hasta casi caerse del automóvil, Lula dejó claro su objetivo para los años siguientes: “Si al final de mi mandato todos los brasileños tuvieran la posibilidad de desayunar, comer y cenar, habré cumplido con la misión de mi vida”, afirmó ante los parlamentarios.

 

El Brasil de 2003 estaba en crisis y quería cambios. El presidente Fernando Henrique Cardoso, padrino de la estabilidad económica derivada del Plan Real, dejaba el país con una inflación del 12,53% acumulado al año, una deuda interna que había llegado al 60% del Producto Interno Bruto y un crecimiento económico, en la víspera de las elecciones, que apenas sobrepasaba el 1% al año. Casi un 30% de los brasileños vivía en la pobreza.

 

Lula llegó al poder después de tres intentos frustrados de vencer la disputa presidencial. Se benefició no solo del mal momento al que la crisis económica había llevado a la oposición, sino de un giro en la forma del PT de tratar la política. En primer lugar, le propuso al empresariado, que le tenía miedo a la izquierda, un pacto que le aseguraba al mercado un continuismo en el área económica. Se sumergió en el pragmatismo político, que antes condenaba, para tejer las alianzas que necesitaba. Y se apoyó en el llamado fisiologismo del PMDB, un comportamiento caracterizado por estar motivado más por intereses que por ideología para gobernar. Alió sus habilidades como negociador, adquiridas cuando lideraba las históricas huelgas sindicales de los 70, con el apoyo de políticos expertos del Partido de los Trabajadores (PT), como Genoino y José Dirceu, que nueve años más tarde fueron condenados por el escándalo de compra de votos en el Parlamento conocido como mensalão. El PT estaba en su apogeo. Las investigaciones mostraron que el partido era el favorito de los brasileños. Al pueblo le agradaba el carisma de Lula en sus discursos inflamados. En la cresta de la ola de su popularidad, pudo gobernar sin mayores sobresaltos en el Congreso y emprender el cambio social que había prometido.

 

En 2010, último año de su Gobierno, los más entusiastas denominaban su período en la presidencia como "Década de la inclusión". Debido a políticas de distribución de ingresos como el programa Bolsa Familia, en 10 años logró reducir en un 45% el número de pobres y en un 47% el número de personas extremadamente pobres, según los datos del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD). En el mismo período, el Programa Luz para Todos, creado para llevar energía eléctrica a las zonas más remotas del país, casi universalizó el acceso a la electricidad en Brasil y sacó de la oscuridad a ciudades como Queimada Nova, en un rincón del Estado de Piauí, donde solo el 12,62% de los hogares tenía energía en 2000. En 2010 eran el 96%. Entre 2002 y 2012, la tasa real de aumento del salario mínimo al año fue del 5,26%, frente a la reducción anual del 0,22% registrada en la década anterior, según el Instituto de Investigación Económica Aplicada (IPEA).

 

Con la crisis económica internacional, Brasil implementó una política económica anticíclica: estimuló la producción nacional mediante la reducción de los impuestos, con lo que disminuyeron las tasas de desempleo y se inundó el mercado con productos. También facilitó el acceso al crédito personal y se impulsó el consumo de una nueva clase media que surgía, sacada de la pobreza, especialmente en el noreste del país. Entre 2001 y 2011, el número de hogares con nevera, por ejemplo, había aumentado un 12% en el país y un 52%, por ejemplo, en el Estado de Maranhão. El índice de los que tenían lavadora subió un 51% general y un 190% en el Estado de Alagoas; y el de los que tenían televisión en color, creció un 16% nacional y un 51% en Piauí.

 

Ante la buena aceptación de su Gobierno y el impacto positivo del boom de la compra de materias primas por parte de China, a Lula, reelegido en 2006, no le resultó difícil colocar a su sucesora en 2010. Dilma Rousseff, su exministra, recibió de su padrino político el apodo de madre del PAC (Programa de Aceleración del Crecimiento), un conjunto de obras de infraestructura puesto en práctica por el Gobierno. En su primer mandato, Rousseff consiguió mantener y ampliar los logros de su antecesor. En 2014, la ONU declaró Brasil como un país sin hambre. De alguna manera, Lula había cumplido su promesa. En diciembre de 2014 la tasa de desempleo alcanzó el índice histórico mensual más bajo. Pero, mientras el área social del Gobierno celebraba sus conquistas, la economía comenzaba a dar señales de que las políticas anticíclicas se habían mantenido durante demasiado tiempo. A finales de 2015 el dólar batía récords históricos y la inflación comenzaba a volver a los niveles de finales del Gobierno Cardoso.

 

La difícil campaña que llevó a la reelección de Rousseff en 2014 se produjo en medio de un escenario tumultuoso. La vida del brasileño había mejorado de puertas adentro, pero la población exigía servicios públicos acordes con los impuestos que pagaba, como mostraron las protestas de 2013, que, en suma, pedían mejores condiciones de salud y educación. La conducción económica, vista como desastrosa por expertos, desagradaba al mercado, que rompió el pacto con Lula años antes. Y la base del PT en las calles estaba debilitada, después de años de tolerancia con un Gobierno que, en nombre de la gobernabilidad, no fue más allá de la implementación de políticas progresistas. Para agradar al grupo ruralista en la Cámara Baja dejó de demarcar tierras indígenas y de hacer la reforma agraria. Para complacer a los aliados evangélicos, no defendió la ampliación del aborto. Era el caldo de cultivo perfecto para que el Parlamento, que nunca había tolerado la falta de tacto político de la presidenta, se rebelase.

 

Este miércoles, al dejar el Palacio del Planalto junto a la presidenta más impopular de la historia democrática del país, el PT cerrará un ciclo de 13 años en el poder. El partido sale involucrado en un nuevo escándalo de corrupción, todavía en plena investigación. Tendrá que reconstruirse si quiere volver a ganarse la confianza de la parte de la izquierda que se ha sentido traicionada. Su principal estrella, Lula, tendrá que convivir con el fantasma de la cárcel, despertado por el caso Petrobras, sin gran parte del capital político que tuvo otrora. Y la población tendrá como legado un país que, a lo largo de los últimos años, se ha convertido en socialmente más justo, pero que aún nutre la esperanza de ser una nación mejor y más ética.

 

 

 

Publicado en Internacional
Miércoles, 11 Mayo 2016 07:16

El largo adiós

Ayer, víspera del último día del gobierno de Dilma Rousseff, estaba previsto un almuerzo con el ex presidente Lula da Silva, para detallar, una vez más, “la estrategia de resistencia”. Para el día siguiente y los que vendrán.


A última hora, la todavía presidenta almorzó con sus ministros más cercanos, mientras Lula se reunió con dirigentes del PT, de centrales sindicales y movimientos sociales, para definir la “liturgia de la salida” de Dilma.


Porque todos daban por seguro que el pleno del Senado aceptará hoy que se abra el juicio político para destituir a la primera presidenta que Brasil eligió. Mañana mismo Dilma será alejada de su puesto, por hasta 180 días. Al cabo de ese período, se dará la sentencia final.


La sensación nítida y concreta entre los allegados más cercanos a Lula es que empieza el largo adiós.


Para tanto, serán necesarios, hoy, 41 votos o la mitad más uno de los senadores presentes. Hasta la noche de ayer había dudas sobre el número que será alcanzado, y también su consecuencia. Al final del juicio, que podrá extenderse por seis meses, serán necesarios 54 votos favorables a su deposición irreversible.


Por tal razón el número de votos favorables a la apertura del juicio indicarán las posibilidades de que, al final del camino, Dilma Rousseff logre recuperar su mandato. Ella promete resistir, defenderse hasta el final, y así intentar que no se alcance la meta fatídica de los dos tercios de senadores.


La previsión ayer era que hoy 50 de los votos sean favorables al juicio. Si la marca es superada, aunque sea por un solitario senador, quedará patente que la situación de la presidenta es inexorable.


Quien estuvo con Lula da Silva desde la abrumadora votación en el pleno de la Cámara de Diputados, el domingo 17 de abril, cuando se decidió por autorizar el Senado a enjuiciar a la presidenta, se impresionó con su estado de espíritu. Veterano combatiente de mil combates, Lula está triste, decaído, dolido y preocupado. Sabe que Dilma está prácticamente liquidada.


Su gran preocupación se debe a otra razón muy concreta y evidente: el objetivo del golpe no se limita a la presidenta. El verdadero blanco es él, Lula da Silva, que sigue con inmenso potencial electoral, pese a todo el desgaste, y hoy por hoy sería favorito en una disputa presidencial.


Ayer por la tarde el presidente del Senado y del Congreso, Renan Calheiros, del mismo PMDB que pasó de aliado desleal a traidor consumado, detalló el ritual de la votación que empezará a las nueve de la mañana de hoy y deberá extenderse por la madrugada del jueves.


A cada orador Calheiros concederá 15 minutos. Luego el autor del informe, senador Antonio Anastasía, dispondrá del mismo tiempo, así como el Abogado General de la Unión, José Eduardo Cardozo, que defiende la presidenta. Ayer, a las siete de la noche había 66 oradores inscritos.


Es decir, todas las formalidades legales, toda pompa y circunstancia para encubrir una farsa. El relator del proceso, Antonio Anastasía, acusó a Dilma de crimen de responsabilidad por haber bajado seis decretos alterando gastos del gobierno, algo rutinario en todas las esferas administrativas. El mismo Anastasía olvidó que, cuando gobernó Minas Gerais, bajó nada menos que 55 decretos semejantes.


Sobran nutridos ejemplos de hipocresía y cinismo. Senadores que fueron ministros tanto de Lula como de Dilma ahora los acusan de crímenes de los más diversos calibres.


La Constitución es muy clara con relación a los crímenes de responsabilidad que pueden motivar la destitución de un presidente electo por el voto popular. Dilma Rousseff no cometió ninguno de ellos.


Pero a estas alturas, nada importa. Los derrotados en las urnas supieron imponer su resentimiento por encima de la votación popular. Se aliaron a lo que de peor existe en una legislatura que es la peor en medio siglo, con tal de lograr o que les fue negado por las urnas.


El Michel Temer que asume el puesto de Dilma jamás obtuvo una única votación significativa en sus elecciones para diputado nacional. Nunca logró superar los 190 mil votos. Alcanza la presidencia dependiendo del voto de solamente 54 brasileños, senadores de la República. Ironía de la vida: Dilma obtuvo los votos de 54 millones 500 mil votos populares.
Las horas finales del largo adiós de Dilma fueron tensas para Temer. Sabe que asumirá la presidencia ostentando en la frente el sello de golpista traidor. Sabe que enfrentará la durísima resistencia de los que consideran su gobierno ilegítimo. Hasta la última hora dudaba sobre cuál será el diseño de su gobierno, y trataba de saber cómo lograr el apoyo en el Congreso, a través del balcón de negocios de puestos, cargos y presupuestos, distribuidos a los mismos que se aliaron a Dilma y luego, como él, la traicionaron.


Dijo ayer que reducirá los 32 ministerios a 22. Anunció el nombre de 13 de ellos. Cinco fueron ministros de Lula o Dilma o de ambos. Así las cosas.


Mañana termina el período del actual gobierno. Mañana empieza la resistencia. Mañana empiezan días de tormenta para un país atormentado

Publicado en Internacional
Página 1 de 31