Jueves, 05 Marzo 2020 17:59

¿Por qué le molestan al Gobierno de Iván Duque los informes de la ONU?

Escrito por Sebastián Navarrete Aldana
Valora este artículo
(1 Voto)
(De izq. a der): Diana Sánchez, Lida Núñez y Alirio Uribe(De izq. a der): Diana Sánchez, Lida Núñez y Alirio Uribe

Bogotá, marzo 5 de 2020. Tres grandes plataformas de derechos humanos colombianas, no gubernamentales, con amplia incidencia en los ámbitos nacionales e internacionales, se reunieron el 5 de marzo en rueda de prensa, para brindar su análisis y respaldo a los informes del Relator Especial de la ONU sobre Derechos Humanos y el informe de la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (Oacnudh)


El informe de la Oacnudh*, entregado en Ginebra –Suiza– el 4 de marzo, analizó la situación de derechos humanos en Colombia entre el 1 de enero y el 31 de diciembre de 2019, para lo cual realizó 1.151 misiones en terreno, 376 actividades de capacitación y fortalecimiento a instituciones del Estado y a la sociedad civil, y realizó seguimiento a 250 casos de presuntas violaciones de derechos humanos.

El Relator Especial de la ONU, Michel Forst, también presentó su informe** en Ginebra. Primero efectuó una visita oficial a Colombia del 20 de noviembre al 3 de diciembre de 2018 por invitación del Gobierno con el propósito de determinar si en Colombia las personas defensoras están seguras y empoderadas para promover y defender los derechos humanos y si el Gobierno garantiza el ejercicio de la defensa y promoción de los derechos humanos en un entorno seguro y propicio. Como su visita fue al inicio del mandato Duque, decidió volver a finales de 2019 para observar avances, momento en el cual el gobierno dilató su visita e impidió su entrada, como el mismo Michel Forst confirmó recientemente en medios de comunicación.


¿Por qué la ONU realizó estos informes de manera simultánea?

Dentro de la ONU existe el Consejo de Derechos Humanos, órgano subsidiario que depende de la Asamblea General y el cual dentro de sus Procedimientos Especiales tiene que realizar la formulación de recomendaciones, para lo cual se escoge un relator, en el caso colombiano tal responsabilidad recayó en Michel Forst quie cumple su función a título personal y no recibe sueldo ni retribución financiera, procedimiento así determinado para garantizar su carácter independiente.

Por otro lado, la Oficina de la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (Oacnudh) es un departamento del organismo multilateral que se deriva de la Secretaría de la ONU, cuya oficina en Colombia fue creada en 1997. Tiene entre sus funciones: denunciar de manera objetiva las violaciones de derechos humanos. Para el caso de Colombia, tiene, además, la misión de verificar la implementación del Acuerdo de Paz firmado entre el Gobierno y las Farc. También apoya a los relatores de forma logística y técnica en las visitas que realizan a cualquier país.

Camila Zuluaga, abogada del área de Incidencia Internacional de la Comisión Colombiana de Juristas, explicó que “entre la composición, sesiones y comportamiento del Consejo de Derechos Humanos, se realizan 3 reuniones anuales: marzo, junio y septiembre. La primera de este año fue la que se llevó a cabo en Ginebra, Suiza, el pasado 4 de marzo”. En estas sesiones fue donde se presentaron el informe temático del Relator sobre Derechos Humanos, Michel Forst y el informe anual de la Alta Comisionada para los Derechos Humanos de las Naciones Unidas, Michelle Bachelet.

Análisis de los informes

“Las recomendaciones que hacen estos informes son de carácter estructural y ahí es donde el Gobierno se molesta y dice que se están metiendo en la soberanía del país, porque el país solo toma medidas de protección y seguridad –como las que ejecuta la Unidad Nacional de Protección”– comentó Diana Sánchez, miembro de la Coordinación Colombia Europa Estados Unidos (Cceeu), plataforma conformada por 281 organizaciones de derechos humanos.

Por ejemplo, continúa Diana en su intervención, recomendaciones como la Implementación del Acuerdo de Paz, no es ninguna injerencia porque el Acuerdo tiene el apoyo y reconocimiento de la Comunidad Internacional y del sistema de la ONU. Otra recomendación estructural que molesta es que la protección de defensores humanos sea una política pública en el país, como implementar la Comisión Nacional de Garantías establecida en el Acuerdo de Paz, que busca crear una política pública del desmantelamiento del crimen organizado, especialmente del paramilitarismo o neo paramilitarismo.

“Esa Comisión sí iría a buscar de fondo las raíces del problema, quiénes serían los financiadores y las relaciones de agentes de Estado con el crimen. El Gobierno ha tenido 3 citaciones con la Comisión, por presiones nacionales e internacionales, pero no las ha puesto en marcha”, finalizó Diana Sánchez.

Acerca de las declaraciones del presidente Iván Duque, que consideró el informe de la Oacnudh como: “una intromisión a la soberanía del país”, Alirio Uribe, miembro de la Plataforma Colombiana de Derechos Humanos, Democracia y Desarrollo (Pcdhdd), comentó: “Carlos Holmes Trujillo y la Michelle Bachelet renovaron el pasado 31 de Octubre de 2019 el mandato de la Oficina por 3 años más, es decir, el Estado colombiano se acoge a esto y están todos los parámetros del por qué esa oficina funciona en Colombia, y por lo tanto es absurdo que el presidente Duque y la canciller Claudia Blum digan que la Oficina se está extralimitando cuando realmente el mandato es específico y preciso en todas las funciones de asesoría y asistencia técnica en materia normativa y de políticas públicas”.

El informe recomienda a la Unidad Nacional de Protección (UNP) que se debería priorizar el enfoque preventivo y la intervención temprana sobre la adopción de medidas de protección temporales, individuales y reactivas, las cuales no responden a las causas estructurales que inciden en estos ataques.

“El informe valora lo que hace la UNP pero pone de presente que el año pasado se asesinaron 6 defensores de derechos humanos en áreas rurales de Cauca, Chocó, Nariño y Risaralda, que estaban con protección. También señala la necesidad de que haya sistemas de protección colectiva, y al gobierno no le gusta que se diga que solamente el 0,22 por ciento del presupuesto de protección se destine a protección colectiva”, comentó Alirio Uribe

Por último, Lida Núñez, miembro de La Alianza de Organizaciones Sociales y Afines por una Cooperación Internacional para la Paz y la Democracia en Colombia, agregó: “Los dos informes recomiendan, en síntesis, que el Estado cumpla con las funciones constitucionales que tiene el país. Por ejemplo, lo plantea en los asuntos relacionados a la Policía, y es que en Colombia no es un organismo militar, es un organismo civil, eso está claro, entonces ¿por qué depende del Ministerio de defensa? Revisen eso porque tal vez esta institución debería estar en el Ministerio del Interior, para que la Policía pueda cumplir con su mandato constitucional. Y tendríamos que revisar por qué éste, un órgano civil, en particular el Esmad, tiene capacidad letal”.

Las tres organizaciones respaldaron la labor de la oficina en Colombia de la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, y en un comunicado resaltaron que: “Instamos al Gobierno a que atienda las recomendaciones contenidos en el informe, pues de esta manera se contribuirá a enfrentar la creciente violencia en el país, y se adoptarán medidas verdaderamente efectivas para garantizar los derechos humanos de la población”.

A estos informes, con su énfasis en la grave situación de violencia e irrespeto a los derechos humanos que caracteriza a Colombia, debe sumársele el informe*** hecho público también el 4 de marzo por parte del Comité Internacional de la Cruz Roja (Cicr), en el que anota: “La paz es todavía esquiva en muchos territorios de Colombia. En 2019 hubo 352 víctimas de artefactos explosivos y minas antipersonal, más de 25.300 personas desplazadas masivamente y 218 agresiones a la Misión Médica”.

* Ver informe Oficina de la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos 2019 https://documents-dds-ny.un.org/doc/UNDOC/GEN/G10/118/22/PDF/G1011822.pdf?OpenElement

** Ver informe El Relator Especial de la ONU, Michel Forst, 2018: https://reliefweb.int/sites/reliefweb.int/files/resources/A_HRC_43_51_Add.1_S.pdf

*** Informe Comité Internacional de la Cruz Roja 2019:
https://drive.google.com/drive/folders/1jEsRXGr23F3p3Zi7Bnvm3kjUt1osT1ZC

Información adicional

  • Autor:Sebastián Navarrete Aldana
  • País:Colombia
  • Región:Suramérica
  • Fuente:Periódico desdeabajo
Visto 622 vecesModificado por última vez en Jueves, 05 Marzo 2020 18:06

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el Código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.