Sábado, 18 Junio 2011 08:02

Siria sufrió otro día de furia y represión

Escrito por Página12
Valora este artículo
(0 votos)
Siria sufrió ayer una nueva jornada negra por la muerte de al menos 19 manifestantes durante la represión de las protestas contra el régimen de Bashir al Assad en distintos puntos del país. Las nuevas manifestaciones convocadas contra el presidente sirio, pese a las últimas concesiones anunciadas por el régimen, fueron reprimidas por las fuerzas de seguridad. Los denominados Comités de Coordinación Locales en Siria informaron en Facebook sobre los fallecidos y señalaron que hasta ese momento habían conseguido identificar a once. También ayer tropas sirias apoyadas por tanques y helicópteros tomaron el control de la ciudad de Maarat al-Numaan, en una continuación del mayor operativo militar de represión desde que comenzó la revuelta popular contra Assad.

Los Comités afirmaron que por lo menos seis personas murieron en Homs, donde además hay más de veinte heridos. Un joven de 16 años murió en Dael, en la sureña provincia de Daraa, donde se reportaron fuertes tiroteos desde la mañana. Los activistas señalaron que los tanques se desplazaron desde las afueras de la ciudad a la calle de Al Awsat, donde estaban los manifestantes. La represión violenta en las afueras de Damasco, Alepo y Deir al Zour dejó otros cuatro muertos. También hay víctimas mortales en Banias, donde el ejército disparó contra los manifestantes congregados tras la oración del viernes.

Los manifestantes se congregaron también en otras ciudades como Abu Kamal, Hama y Al Qamishli. Más de 3500 personas marcharon desde la mezquita de Shamsi Baha hacia el área de Jalidyya, en Homs, según los activistas. Otros tomaron las calles de Alepo, Banias y Arabeen, cerca de la capital, Damasco, informaron los activistas por Internet. Mientras, en la provincia de Homs, donde las fuerzas de seguridad fueron especialmente sangrientas, al menos tres personas, identificadas por sus nombres, murieron en Al Jalediya, dijo la organización Newroz en la red social. Los Comités indicaron que en esa localidad se registraron disparos y que los manifestantes vieron a uno de los seguidores del régimen matando a sangre fría a participantes en la protesta. La red Sham mostró en Facebook los nombres de dos muertos en Jalediya y de uno en la Plaza Hurriya (libertad) , en Homs.

La revolución siria contra Al Assad destacó efectivos de seguridad que se desplegaron en el centro de Homs, donde abrieron fuego contra las protestas. En Telbisa, en la misma provincia, los Comités informaron que también se disparó contra los manifestantes. El grupo Flash subrayó que hubo varios heridos en Marrat Neaman, en la provincia septentrional de Idleb, por las balas de las fuerzas de seguridad en una manifestación. Sin embargo, los Comités destacaron que no hubo heridos durante la protesta de unas 20.000 personas en Marrat Neaman, pese a que las fuerzas de seguridad abrieron fuego. La misma ONG apuntó que unidades militares entraron en ese municipio, pero que no han disparado hasta ahora.

Entre tanto, al menos una persona murió y otras nueve sufrieron heridas en Hersata, en los alrededores de Damasco, dijo Flash. También en las proximidades de la capital, pero en Al Kabun, un niño de nueve años fue herido de gravedad por las balas de las fuerzas de seguridad, señaló ese grupo.

En Duma, en las cercanías de Damasco, perecieron al menos dos manifestantes y 75 sufrieron heridas por disparos frente a la mezquita de Al Faqis, revelaron Flash y Newroz.

Esta última organización resaltó que las fuerzas de seguridad se llevaron los cadáveres y heridos, y detuvieron a más de ochenta personas. Estas informaciones no se han podido confirmar independientemente debido al férreo control de las autoridades que expulsaron, arrestaron, amenazaron y torturaron a numerosos periodistas.

Las muertes se han producido en un nuevo día de protestas, bautizado como “Viernes del jeque Saleh al Ali”, en homenaje a uno de los héroes contra el colonialismo francés del siglo XIX, en el que miles de sirios han desafiado el cerco policial y militar en torno a algunas ciudades.

Desde mediados de marzo pasado, Siria es escenario de revueltas populares que piden la introducción de reformas políticas y la caída del régimen, que por su parte acusa a grupos armados y a una gran conspiración internacional de estar detrás de las protestas.

En el frente diplomático, en tanto, el secretario general de la OTAN, Anders Fogh Rasmussen, descartó ayer una intervención de la Alianza Atlántica en Siria, pese al “infame ataque de las tropas gubernamentales a la población”, ya que no existe un mandato de la ONU para ello.

Por su parte, la Cancillería de Francia dijo que el gobierno de Nicolas Sarkozy quiere que la Unión Europea (UE) imponga sanciones aún más duras contra el gobierno de Assad, esta vez contra empresas. “Francia apoya una expansión de las sanciones europeas contra Siria a entidades económicas”, dijo el vocero de la Cancillería, Bernard Valero, quien agregó que las penalidades podrían tener por blanco a bancos y firmas privadas vinculadas al “régimen” sirio.

El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, en una declaración contundente, dijo: “Exijo al presidente Assad y a sus autoridades, las autoridades sirias, que paren de matar gente, que se comprometan en un diálogo inclusivo y que asuman medidas audaces antes de que sea demasiado tarde”. Ban Ki-moon expresó también su deseo de que Naciones Unidas pueda conseguir unanimidad sobre Siria. “Espero que la ONU sea capaz de hablar con una posición coherente”, declaró.

Por su parte, Estados Unidos está considerando medidas adicionales para presionar al gobierno sirio, entre ellas, se estudia la posibilidad de acusar al presidente Bashar al Assad por crímenes de guerra, según dijo ayer un alto funcionario estadounidense. En una sesión con periodistas, el funcionario también señaló que las “medidas económicas” adicionales contra el régimen sirio podrían afectar el “sector petrolero y gasífero”. “Seguimos con mucha atención lo que ocurre y estamos considerando una serie de medidas para aumentar la presión”, aseguró el funcionario. La UE impuso ya dos tandas de sanciones contra Siria, entre ellas la inclusión de Assad en una lista de 23 funcionarios sirios a los que se les congelaron cuentas y se les prohibieron los viajes a los países del bloque.
Visto 604 veces

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el Código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.