Domingo, 22 Septiembre 2019 05:57

Ineficiencia de baterías antiaéreas de defensa Patriot/Aegis de EU en Arabia Saudita

Escrito por Alfredo Jalife-Rahme
Valora este artículo
(0 votos)
Miembros de la tribu chiíta houthi sostienen sus armas mientras cantan consignas durante una reunión tribal que muestra su apoyo al movimiento houthi, en Sanaa, Yemen.Foto ApMiembros de la tribu chiíta houthi sostienen sus armas mientras cantan consignas durante una reunión tribal que muestra su apoyo al movimiento houthi, en Sanaa, Yemen.Foto Ap

Mientras Trump decide si Irán es culpable o chivo expiatorio –siempre y cuando no afecte su relección– de los ataques con drones y misiles crucero a dos almacenes de petróleo en Arabia Saudita que afectaron a los precios del crudo, los multimedia anglosajones ocultan el sonoro fracaso de los "infalibles" sistemas antiaéreos Patriot y Aegis que no repelieron la embestida.

No importa si el origen fue Irán –quien lo rechaza vehementemente– o la guerrilla de los hutíes en Yemen –que reclaman su temeraria autoría– o la alucinación, con poco eco, sobre la ejecutoría de la guerrilla chiíta en el sur de Irak.

En cualquier caso, los Patriot de Raytheon –donde fue cabildero durante muchos años el secretario del Pentágono, Mark Esper,–y los Aegis de Lockheed Martin fueron puestos en ridículo.

Una cosa es que la fabricación y diseño de los drones y los misiles crucero sean de Irán, y hasta de la ingeniería libanesa de Hezbolá, y otra cosa es el autor.

El "evangelista sionista" Mike Pompeo, secretario de Estado y anterior mandamás de la CIA, sentenció, en su calidad de juez y parte y sin evidencia alguna, que los ataques no provenieron de la guerrilla yemenita de los hutíes –mezcla compleja de una agrupación de chiítas (en su mayoría) y sunitas–, sino única y exclusivamente de Irán. El mismo Pompeo reconoció el fracaso de los Patriot/Aegis (https://bit.ly/2kwinRB).

A Trump no le conviene la autoría de los hutíes y prefiere atribuírsela a Irán para beneficiar a Israel y/o mejor negociar con Teherán.

En forma notable, el ministro de Defensa de Japón, Taro Kono, ha inculpado a los hutíes y ha exculpado a Irán (https://reut.rs/2knZy2M).

Sería muy vergonzante para la tecnología exportadora de armas de EU admitir que los guerrilleros medievales hutíes –enfrascados en una guerra civil doméstica e inter-íslámica en Yemen: el país más paupérrimo del mundo árabe que padece una grave crisis humanitaria y donde ha intervenido la coalición de los ejércitos de Arabia Saudita y los Emiratos Árabes Unidos con la bendición de Washington/Israel– hayan puesto en ridículo los sofisticados sistemas de "defensa (sic)" antiaéreos de EU.

En Rusia no compran los alegatos de Pompeo. El Ministerio de Defensa ruso criticó la "baja eficiencia" de los 88 Patriot y los Aegis (https://bit.ly/2kpKx0q), mientras que, en forma sarcástica, dándose el lujo de citar el sagrado Corán, el zar Vlady Putin –quien se reunió dos días después (¡ojo!) de los ataques con el sultán Erdogán y el presidente iraní Rohani (https://bit.ly/2kRMHGr)– instó a los sauditas a mejor comprar los sistemas de defensa antiaéreos más eficientes de Rusia y a reconciliarse con sus enemigos (https://bit.ly/2kM8rDK).

Cabe una hipótesis aviesa y traviesa: ¿Habrá dejado EU "pasar" los drones y los misiles crucero para seguir vendiendo armas a Arabia Saudtia (el mayor importador de armas del mundo, primordialmente de origen estadunidense) y, de paso, presionar a Riad para beneficiarse con la venta (diferida después de los ataques) de las "IPO (Oferta Pública Inicial)" por dos millones de millones de dólares de Aramco, la mayor empresa petrolera del planeta? (https://reut.rs/2lNStsT).

Los multimedia anglosajones han empezado a devaluar las "IPO" de la hierática Aramco a la mitad (equivalente al PIB de México).

Hace un poco más de dos años, había dejado en el tintero “mi hipótesis de que, detrás de la decisiva participación de Jared Kushner en la noche de los cuchillos largos en Arabia Saudita, se encuentra en juego la oferta pública inicial (IPO, por sus siglas en inglés) –que se iba a celebrar en La City y que Trump reclama para Wall Street– así como el inminente hurto de los bonos del Tesoro del reino wahabita (115 mil millones de dólares) por el grupo trumpiano de JP Morgan Chase, al unísono de Goldman Sachs” (https://bit.ly/2kYbzw2).

Por cierto, seis días antes de los ataques, el ministerio saudí de Energía había cambiado de titular. Por lo visto, a "alguien" no le gustó –cuando es archisabido que Trump y su yerno el talmúdico Jared Kushner tienen puesta su mira en las "IPO" de Aramco.

http://alfredojalife.com

Twitter: @AlfredoJalifeR_

Facebook: AlfredoJalife

Vk: id254048037

Información adicional

  • Antetítulo:Bajo la lupa
  • Autor:Alfredo Jalife-Rahme
  • Fuente:La Jornada
Visto 325 veces

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el Código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.