Narco y feminicidios: el control en espacios abiertos

Las sociedades disciplinarias funcionan organizando grandes espacios de encierro por los cuales pasan todas las personas: desde la familia y la escuela hasta el cuartel y la fábrica, en ocasiones la cárcel y el hospital. Según Michel Foucault, quien estudió a fondo las técnicas disciplinarias, estos espacios comenzaron su andadura en el siglo de la revolución francesa, hasta volverse corrientes en el siglo siguiente, en plena expansión del capitalismo. La masacre era la forma con que el sistema intentaba aplacar a quienes no encajaban en la disciplina, como la mayor parte de los pueblos indígenas y negros, entre otros.

 

Las más diversas resistencias, desde los obreros, las mujeres y los jóvenes, hasta los pueblos oprimidos y los enfermos consiguieron neutralizar y desbordar los centros de encierro donde funcionaba la disciplina. La crisis de la familia nuclear, así como la de la fábrica fordista, llevaron al sistema a reconfigurar las formas de dominación. Cuando el encierro ya no funciona, comienza a ser sustituido por las llamadas "sociedades de control", como las ha denominado Gilles Deleuze.

 

Según el filósofo, en su breve y excelente texto “ Post-scriptum sobre las sociedades de control”, el control al aire libre apela a tecnologías no fijas, que funcionan como "un tamiz que varía en cada punto". El marketing, el consumismo, el endeudamiento, los sicofármacos y las máquinas informáticas, en vez de las máquinas simples, son algunas de las técnicas del control a cielo abierto, que poco a poco van componiendo "un nuevo régimen de dominación". Hasta aquí, ninguna novedad.

 

Sin embargo, estas técnicas funcionan en el norte del mundo. O mejor, en las zonas del ser, donde la humanidad de las personas es reconocida y la mayor parte de la gente es controlable mediante las deudas, la televisión y el consumismo. Pero, ¿qué sucede en la zona del no-ser, donde esas técnicas no pueden obtener los mismos resultados? En estas zonas las relaciones sociales son bien diferentes, heterogéneas, respecto de las hegemónicas. No sólo son demasiado pobres para endeudarse, como destacaba Deleuze.

 

Son diferentes.

 

La primera diferencia es la hegemonía de los valores de uso frente al predominio de los valores de cambio en la zona del ser. El capitalismo ha moldeado sólo parcialmente la vida cotidiana y las relaciones entre las familias, por lo que la ayuda mutua, la cooperación, el intercambio de bienes no mercantilizados y la solidaridad juegan un papel central. Incluso el dinero funciona como valor de uso, como enseñan los bancos populares que existen entre los de abajo.

 

La segunda es la potencia que tienen las relaciones comunitarias y de reproducción de la vida frente al individualismo y la producción que caracterizan la zona del ser. No sólo existen comunidades formales, sino relaciones sociales ancladas en los trabajos colectivos, tequio o minga, que producen bienes para el autoconsumo y el intercambio, sino que buena parte de esos trabajos están focalizados en la reproducción. Quizá podemos decir que en la zona del no-ser las diferencias y el antagonismo entre producción y reproducción son pequeñas.

 

La tercera diferencia se relaciona con la existencia de múltiples formas de trabajo: salario, reciprocidad, esclavitud, servidumbre y emprendimiento mercantil familiar. Esa diversidad se hace aún más compleja porque buena parte de los asalariados conviven con dos y hasta tres relaciones de trabajo distintas. De modo que no puede decirse que haya una forma central, sino un conjunto de relaciones laborales complementarias, aunque todas estén sometidas al régimen capitalista.

 

El abajo organizado es un mundo de afectos y de confianzas fuertes, que estrecha las posibilidades de control por medio de las deudas, por ejemplo, o del marketing, donde las solidaridades neutralizan los mecanismos de control. Entonces, ¿cómo se controla a cielo abierto a esta parte de la humanidad?

 

El régimen de control en la zona del no-ser tiene en el narco y en el feminicidio sus ejes centrales. Donde los jóvenes no son domesticables y las mujeres no obedecen ni al esposo ni al cura; donde ellas crearon formas de vida y reproducción de la vida en sus mercados autocontrolados y los jóvenes practican culturas diferentes, no integrables en los circuitos dominados por los monopolios del entretenimiento. El narco impide que los chicos desplieguen sus formas de vida y el feminicidio actúa contra las mujeres rebeldes. En ambos casos apuntan a revertir la crisis del patriarcado y el desborde de los espacios de encierro.

 

El narco tiene un carácter sistémico. El feminicidio también. Quien piense que son desviaciones o extravíos de pervertidos se pierde en el laberinto de los modos de dominación y queda sin posibilidades de reaccionar. Este carácter sistémico puede apreciarse en la no reacción de los estados-nación a la masacre que están provocando, porque les apuntalan la dominación en tiempos de crisis sistémica o, en lenguaje zapatista, cuando la tormenta empieza a desplegarse contra los de abajo.

 

El problema es que esta realidad (el papel del narco y del feminicidio) no se puede percibir desde la academia o desde las instituciones estatales. Hay que estar allí, en la favela o en la comunidad, para comprender hasta qué punto las autoridades son cómplices y, de modo muy particular, los aparatos armados del Estado. En muchos barrios los narcos se instalaron protegidos por policías o militares. Unos y otros trabajan en la misma dirección: neutralizar a los de abajo. La única forma de hacerlo, en este periodo, es mediante el exterminio masivo. Eso es la tormenta.

 

Se dice que las diferentes formas de opresión conllevan otras tantas formas de resistencia, y que éstas pueden desplegarse con mayor vigor en la medida en que las opresiones sean iluminadas. Por eso es importante discernir el papel que el narco y el feminicidio están jugando, como núcleo de las nuevas contrainsurgencias.

Publicado enInternacional
La OTAN desplegará soldados en Polonia, Lituania, Letonia y Estonia

 

Varsovia.

 

Los líderes de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) aprobaron este viernes, durante una cumbre en la capital polaca, el despliegue de mil efectivos estadunidenses en Polonia y la misma cantidad en Lituania, Letonia y Estonia, ante las amenazas territoriales de Rusia.


Durante el encuentro, el primer ministro británico, David Cameron, afirmó que Reino Unido no tendrá un papel menor en el mundo luego de que salga de la Unión Europea (UE).


Los batallones serán robustos, multinacionales y se desplegarán el año próximo de manera rotativa, indicó el secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg.


Demuestran la fortaleza del lazo transatlántico y dejan en claro que un ataque contra un aliado sería considerado una agresión contra la alianza entera, subrayó.


Estados Unidos dirigirá el batallón en Polonia, Alemania en Lituania, Canadá en Letonia y Reino Unido en Estonia, añadió Stoltenberg.


Polonia y los países bálticos limitan con Rusia, y desde que estalló la crisis en Ucrania se sienten amenazados por su poderoso vecino.


Los jefes de Estado de la OTAN comenzaron ayer una cumbre de dos días en Varsovia para formalizar su decisión de rearmarse en el este de Europa e intentan evitar la confrontación con Rusia, que se siente amenazada por esa medida.


Además de los batallones, el comando y control del sistema de defensa antimisiles en Europa, otro punto controvertido para Moscú, fue entregado a la OTAN por Estados Unidos durante el encuentro.


El sistema de defensa antimisiles, cuyo mando central está en Rammstein, Alemania, está listo para ser utilizado en la protección de Europa. Hasta el momento lo integran una estación antimisiles en Rumania, cuatro barcos estacionados en el sur de España y un sistema de radares en Turquía.


La alianza subrayó que este escudo antimisiles no está dirigido contra Rusia, aunque Moscú lo critica duramente y ya amenazó con adoptar medidas. Entre 2010 y 2013 la OTAN aún negociaba con Rusia la posibilidad de cooperar en este escudo.

 

 

Publicado enInternacional
Martes, 05 Julio 2016 07:45

Paz sin paramilitarismo (V)

Paz sin paramilitarismo (V)

El combate al paramilitarismo debe priorizar un enfoque territorial, veredal y municipal.

 


El paramilitarismo tiene su habito en los territorios veredales, locales, municipales y regionales, pero con tentáculos en otros niveles y apoyos de macro estructuras nacionales e internacionales que lo justifican y promueven.


Erradicar esta lacra violenta requiere generar un dispositivo territorial para combatirlo en sus madrigueras.


El reciente caso del municipio de Pijao en el Quindío y de Tierralta en el departamento de Córdoba está mostrando los alcances y las geografías de esta máquina violenta.


Vamos a referirnos hoy a otros aspectos del trascendental acuerdo del gobierno con las Farc para combatir el paramilitarismo en las veredas, los municipios y departamentos.

Programa Integral de Seguridad y Protección para las comunidades y organizaciones en los territorios.

Se creará un programa integral de seguridad y protección para las comunidades y organizaciones en los territorios, a instancias del Ministerio del Interior, que tendrá como propósito la definición y adopción de medidas de protección integral para las organizaciones, grupos y comunidades en los territorios, de manera que se contribuya a garantizar bajo un modelo efectivo, la implementación de las medidas de prevención y protección de las comunidades y sus territorios. Este programa en su elaboración y aplicación contará con la participación activa y efectiva de las organizaciones sociales, incluyendo a las de mujeres, y las comunidades en los territorios. Entre otras se promoverán las siguientes medidas:

Implementación de medidas integrales de seguridad y protección: en desarrollo de lo establecido en el punto 2.2.4 del Acuerdo de Participación Política, el Programa Integral de Seguridad y Protección tendrá en cuenta en la elaboración del Plan de Prevención y Protección, medidas de desestigmatización, incluidas aquellas contra la estigmatización por razón del género y la orientación sexual, mecanismos de difusión amplia, campañas de legitimación y reconocimiento de los defensores y defensoras de derechos humanos, tanto en áreas rurales como urbanas, y creación y difusión de medios de comunicación comunitarios y de interés público para el impulso de los derechos humanos y la convivencia.

Promotores/as Comunitarios de Paz y Convivencia.

Será un programa a cargo del Ministerio del Interior en coordinación con el Ministerio de Justicia.

Los promotores/as comunitarios de paz y convivencia tendrán carácter voluntario y naturaleza no armada. El programa impulsará los mecanismos alternativos de solución de conflictos en los territorios, promoverá la defensa de los Derechos Humanos, estimulando la convivencia comunitaria en las zonas previamente definidas para ello. El programa apropiará los recursos necesarios para su ejecución y garantía.

Protocolo de Protección para Territorios Rurales.

El Ministerio del Interior creará un protocolo especial de protección para las comunidades rurales que fueron afectadas por el conflicto, el cual será concertado con las comunidades y organizaciones de cada territorio, incluidas las de mujeres, y con el Sistema Integral de Seguridad y Protección.

Dentro de este protocolo las comunidades rurales y sus organizaciones elaborarán su propio escenario de evaluación y definición de riesgos, con un enfoque diferencial y de género.

Apoyo a la actividad de Denuncia de las organizaciones de Derechos Humanos en los Territorios: el Ministerio del Interior elaborará un programa de fortalecimiento de la capacidad de denuncia de las organizaciones de derechos humanos en los territorios rurales, el cual estimulará las medidas de prevención con un énfasis en la comunicación escrita y audiovisual, junto con los instrumentos que sirvan para documentar posibles violaciones a los derechos humanos. Dentro de este programa se pondrán a disposición de las organizaciones de derechos humanos, oficinas y locales, así como dotación y equipamiento de los anteriores, en apoyo de la actividad de los defensores/as y sus organizaciones en los territorios, con el objeto de estimular y promover el cumplimiento de sus fines. Estas oficinas y locales deberán ser de gestión colectiva por parte de las organizaciones de derechos humanos.

Instrumento de prevención y monitoreo de las organizaciones criminales objeto de este acuerdo.

En concordancia con lo definido en el “Acuerdo de Participación Política”, en el punto 2.1.2.1, literal b, se creará en la Defensoría del Pueblo, de manera coordinada con el Gobierno Nacional y la Unidad Especial de Investigación, creara un nuevo Sistema de prevención y alerta para la reacción rápida a la presencia, operaciones y/o actividades de las organizaciones y conductas criminales objeto de este acuerdo, en cuyo diseño participará la Comisión Nacional de Garantías de Seguridad.

El Sistema deberá combinar actividades permanentes de monitoreo y capacidad de alerta temprana para el despliegue de reacción rápida en el terreno. Actuará en coordinación con las organizaciones de defensa de los derechos humanos y las comunidades.

Dicho Sistema emitirá alertas tempranas de forma autónoma sin tener que consultar o someter sus decisiones a ninguna otra institución.

Este Sistema de Alertas Tempranas debe tener enfoque territorial, diferencial y de género, y un despliegue preventivo de seguridad, sin detrimento de su despliegue nacional y su capacidad de reacción. El Estado colombiano garantizará el financiamiento adecuado acorde a los requerimientos del Sistema y a su funcionamiento integral.

Se combinarán actividades de monitoreo frente a las amenazas, capacidad de alerta temprana y recomendaciones para el despliegue y reacción rápida en el terreno. Este Sistema integrará las capacidades gubernamentales y al mismo tiempo estará en condiciones de atender y responder a las situaciones en el terreno. El sistema tendrá las siguientes funciones:

a) Monitorear y mapear la amenaza que representa la presencia y/o actividades de organizaciones y conductas criminales objeto de este acuerdo, incluyendo las que hayan sido denominadas como sucesoras del paramilitarismo, en particular en regiones y territorios en donde las FARC-EP adelanten su proceso de reincorporación a la vida civil.

b) Las instituciones gubernamentales, la Fuerza Pública, las comunidades, grupos sociales y las organizaciones especializadas en el terreno, contribuirán de forma permanente y continua a alimentar el Sistema, de manera que se generen instrumentos de verificación y respuesta frente a las denuncias y reportes aportados en los territorios y en el nivel central.

c) Identificar tempranamente la presencia, movimiento, incursiones y actividades en todo el país de las organizaciones criminales objeto de este acuerdo, así como los potenciales riesgos para la población civil.

d) El Gobierno Nacional garantizará la organización y coordinación de las medidas preventivas y de reacción rápida frente a estas incursiones y acciones de las organizaciones criminales objeto de este acuerdo, a fin de garantizar la protección de la población civil.

e) Inicialmente se priorizarán las áreas críticas de intervención con fundamento en la recopilación de los reportes y la denuncia pública acumulada.

En los territorios priorizados, se implementarán mecanismos integrados de coordinación interinstitucional que se encargarán de articular esfuerzos frente a las alertas de seguridad sobre las amenazas en los territorios, para así generar una reacción rápida.

El “Sistema de prevención y alerta para la reacción rápida” contará con Comités Territoriales de Alerta para la Reacción Inmediata en los territorios y zonas que se definan, que coordinen a nivel local sus funciones con las autoridades competentes.

Las acciones preventivas ante la acción de las organizaciones criminales objeto de este acuerdo, deberán hacer énfasis en las zonas de mayor afectación por parte de estas organizaciones.

Implementación de un mecanismo nacional de supervisión e inspección territorial a los servicios de vigilancia y seguridad privada.

El Gobierno Nacional fortalecerá el mecanismo nacional de supervisión e inspección territorial de los servicios de vigilancia y seguridad privada a instancias de la Superintendencia de Vigilancia y Seguridad Privada, para garantizar que su uso corresponda a los fines para los que fueron creados, enfatizando en la prohibición a la privatización de funciones militares, de policía, o inteligencia; de igual manera desarrollará con prioridad la revisión de la normatividad sobre la seguridad y vigilancia privada; garantizará que no ejerzan funciones de naturaleza militar, policial o de seguridad estatal; y actualizará las normas sobre los servicios de vigilancia y seguridad privada. Se revisará la reglamentación de las armas permitidas, que son de uso privativo de las Fuerzas Militares, para cumplir la función de vigilancia y seguridad privada.

Se adoptarán las siguientes medidas:

Se supervisará que el registro público asegure una adecuada información sobre los propietarios de este tipo de empresas, de sus empleados, del armamento disponible y de los contratos de prestación de servicios vigentes.

Se facultará a la Superintendencia de Vigilancia y Seguridad Privada para cancelar o no conceder las licencias de funcionamiento a las empresas de seguridad implicadas con organizaciones criminales objeto de este acuerdo o que violen la reglamentación que están obligadas a cumplir.

Se impulsarán las iniciativas legislativas necesarias y se adoptarán las medidas administrativas pertinentes para regular los servicios de seguridad privados, con el objetivo de garantizar que en este tipo de servicios, empleados/as, accionistas, propietarios/as o directivos/as no estén implicados con las organizaciones criminales objeto de este acuerdo.

 

Artículos relacionados

 

Paz sin Paramiliatarismo (IV), viernes 1 de julio, 2016

Paz sin Paramilitarismo (III) Jueves 30 de junio, 2016

Paz sin Paramilitarismo (II) Miércoles 29 de junio, 2016

Paz sin Paramilitarismo (I) Martes 28 de junio, 2016

 

Publicado enColombia
“En internet sólo va a ser gratis lo que no valga nada”

Andrew Keen, director del Salón de Innovación de Silicon Valley

Internet nació como una utopía californiana, pero hoy es una distopía...


¿Por qué?


En principio fue una inversión pública, militar para crear una red de comunicaciones que no tuviera centro e impedir así que el enemigo –entonces los soviéticos– la pudiera destruir o controlar.


¿Quiénes la diseñaron?


Científicos idealistas libertarian que desconfiaban del Estado y soñaban con que la red distribuyera conocimiento y poder entre todos los humanos sin jerarquías ni fronteras.


¿Y no es eso lo que hace internet?


Internet se ha convertido en un mecanismo perverso que concentra poder y dinero en manos de un puñado de tecnoplutócratas que han convertido nuestras vidas en datos comercializables para su beneficio tras eliminar millones de puestos de trabajo y eludir impuestos.


Pues la izquierda aquí aún considera la red como una nueva democracia digital.


Pero los datos son que las 5 empresas más capitalizadas del mundo son tecnológicas y acumulan sumas de capital que triplican el de las corporaciones industriales, pero en cambio crean menos y peores empleos que ellas; están acabando con la clase media y crean desigualdad.


Por ejemplo.


Kodak tuvo que despedir a 43.000 empleados arruinado por Instagram, que tenía 14. Una librería creaba 47 empleos por cada 10 millones de dólares de ventas; hoy, por esa facturación, Amazon crea 15; General Motors empleaba a 200.000 personas cuando valía 55.000 millones; Google vale 400.000 y emplea a 46.000.


Pero la economía colaborativa digital genera otros empleos y conocimiento.


Y me dirá que Uber es más barato que el taxi, ¿no? Pues cuando de verdad lo necesitas, en tormentas o días de fiesta, cobra hasta 8 veces más que los taxis. Antes las tarifas protegían al usuario; hoy Uber en EE.UU. cobra lo que quiere. Y cuando domine aquí hará lo mismo.


Eso no es muy colaborativo.


Santa Claus no existe y menos en internet, donde la piratería ha destruido valor, pero lo que de verdad vale está volviendo a ser de pago. Y los ciudadanos más listos ya se han cansado de trabajar gratis para Facebook y Twitter, que no son más que dos formas de estar juntos solos.


Pues yo veo cada vez más zombis deambulando por las calles tras sus pantallas.


Los más avanzados empiezan a desmarcarse del uso obsesivo del móvil y llevan teléfonos sólo de voz. Hoy vivimos el consumismo digital desaforado igual que en los 50 vivimos la euforia del consumismo material antes de la reacción anticonsumista de los 60. Estamos aprendiendo el consumo digital responsable de lo ¬realmente necesario nos lo den gratis o no.


De momento, la red aún es popular.


Pero igual que hoy comer o comprar como un poseso está culturalmente mal visto, pronto sólo los idiotas vivirán pegados a su móvil.


Pero va a costar que se pague por los contenidos digitales igual que por los físicos.


¿Sabe que los discos de vinilo ya aportan más beneficios a los autores y a toda la industria que la música en streaming? Lo que vale la pena la gente lo quiere tocar y coleccionar, poseer y experimentar. Sólo lo irrelevante y banal fluirá gratis por la red como mera basura digital.


¿Dónde se ganará dinero en internet?


Hasta ahora los negocios digitales han sido especialistas en transformar dinero real en audiencia virtual que no pagaba nada a cambio. Sólo había un ganador universal en cada segmento que se quedaba con todo (The winner takes it all). Y el resto se hundía al poco tiempo.


Lo digital, temo, ya es irrenunciable.


No soy un tecnorreaccionario. No renunciaremos a las ventajas digitales, pero las racionalizaremos. El robo de propiedad intelectual acabará, porque nadie quiere liquidar la creación y la innovación. Y si seguimos robando lo que pocos crean, ¿para qué esforzarte en crear?


¿Por qué no voy a robar lo que pueda?


Porque será cada vez técnicamente más difícil, pero sobre todo no será culturalmente admisible. La cultura del todo gratis en la red está cambiando y sólo va a ser gratis lo que no valga nada. Y el hartazgo digital potencia lo presencial, lo directo, lo próximo, lo auténtico.


Otros dicen que nuestra digitalización no tiene marcha atrás y que va a más todavía.


Hay una digitalización aún pendiente: vimos el paso del átomo (papel) al bite y ahora el bite volverá al átomo. La impresión en 3D fabricará de todo en cualquier sitio: es el fin de la fábrica.


He visto impresoras que fabrican casas.


Enviaremos patrones de nuestra ropa a las impresoras que irán fabricando día y noche tejido y confeccionando. He visto impresoras de alimentos, ropa, coches... ¡La fábrica en casa!


¿Y habrá cines, periódicos o libros?


Soy colaborador de The Guardian y he sufrido el fracaso de su modelo de regalar excelente contenido periodístico a cambio de publicidad barata. No sé cuál será el nuevo modelo de negocio editorial, pero será de pago o no será.


Pues ya es una pista.


Lo que compras no es lectura o cine, sino experiencias. Y el soporte es parte irremplazable de esa experiencia. Por eso sobreviven las salas de cine y los discos y algunos periódicos y revistas y los libros, porque son más que su contenido: son expresión material de afecto y afinidad.


¿Y la librería?


Amazon la ha robotizado, pero por eso mismo también querremos libreros amigos.

Una sentencia revela que la policía puede convertir los teléfonos pinchados en micrófonos de ambiente

Los teléfonos móviles intervenidos con autorización judicial pueden captar lo que pasa alrededor desde el mismo momento en que comienzan a recibir una llamada o la realizan, esto es, desde que comienzan a sonar los tonos, sin necesidad de que el receptor haya descolgado. Esta posibilidad, conocida por los miembros de las Fuerzas de Seguridad dedicados a tareas de investigación, trasciende ahora en una sentencia del Tribunal Supremo que además avala su práctica.

El Alto Tribunal confirmó el 3 de mayo los aspectos esenciales de una sentencia de la Audiencia Provincial de Pontevedra contra cinco personas por tráfico de drogas. Entre los motivos de los recursos que habían presentado sus defensas estaban intervenciones telefónicas practicadas bajo una serie de presuntas irregularidades. Entre ellas, “la utilización de los teléfonos móviles como micrófonos ambientales”.


Uno de los condenados se quejaba de "la utilización de los teléfonos móviles como micrófonos ambientales (donde la representación de Gabino Bernardino -nombre ficticio que utiliza el tribunal- amplia el quebranto al derecho a la intimidad personal y familiar, pues se graba una conversación con su hijo de seis años, antes de aceptar la llamada entrante)".


Ante esto, el Tribunal Supremo concluye que la autorización para grabar las llamadas de un móvil intervenido judicialmente abarca desde el mismo momento que se pulsa el botón de “llamar” o desde que suena el primer tono, si es que ese teléfono es el que la recibe.


“Únicamente cuando la llamada ha sido establecida y el móvil la recibe, antes de aceptarla el destinatario, el sistema comienza a grabar; es decir, la llamada, para la que existía acuerdo judicial de intervención y grabación, ya se había producido, con independencia de que si el destinatario no la acepta, no genere coste para quien la realiza”, se lee textualmente en la sentencia.


La capacidad para convertir los teléfonos intervenidos judicialmente en micrófonos de ambiente llegó con la instauración de Sitel, el Sistema de Interceptación Telefónica que comenzó a utilizarse en pruebas en 2004, explican fuentes policiales. A finales de 2009, el dirigente del PP Esteban González Pons acusó al entonces ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, de utilizar Sitel para espiar a "miles de españoles" sin control judicial.


La polémica se diluyó frente al argumento de que lo que había hecho Sitel era digitalizar y perfeccionar un sistema que antes grababa las conversaciones en rudimentarias cintas. La clave estaba en la utilización de la tecnología, si se hacía legalmente o no, algo que también podía ocurrir con el sistema analógico. Y no hubo pruebas de que Sitel fuera utilizado para pinchazos sin autorización judicial. Pero aquella polémica nunca abarcó la utilización de los teléfonos como micros de ambiente, sencillamente porque se desconocía que Sitel tuviera capacidad para hacer algo así.


El sistema informático permite activar la posibilidad de grabar desde que comienzan a sonar los tonos y también renunciar a ella, incluso permite decidir en el momento que se deja de grabar, que podría ser después de que acabara la comunicación del teléfono pinchado con autorización judicial, según las fuentes consultadas. En cualquier caso, el contenido del fallo del Tribunal Supremo descarta que la información recogida entonces sirviera como prueba y su incorporación podría invalidar toda la investigación.


Para que Sitel pueda ser utilizado, la Policía o la Guardia Civil deben presentar una petición razonada a un juez. En caso de que la respuesta sea afirmativa, el agente se dirigirá a la compañía telefónica con el mandamiento judicial y ésta liberará la línea para que entre Sitel.


Dos centrales y muchas ramificaciones


El Sistema de Intercepción Telefónica es una plataforma informática que tiene dos centrales de monitorización en los cuarteles generales de Policía y Guardia Civil. Esos dos centros actúan a modo de grandes ordenadores con terminales remotos, ramificaciones en cada una de las unidades de investigación que los dos Cuerpos tienen repartidas por toda España. También como un disco duro central que almacena la totalidad de las grabaciones telefónicas, el contenido de los mensajes de texto y, en su caso, los correos electrónicos.


Al tiempo, cada unidad dedicada a la investigación tiene una sala reservada a Sitel, con ordenadores a los que se les han instalado las aplicaciones del sistema. Los agentes pueden sentarse ante la pantalla del ordenador, acceder con una clave personal que deja rastro y recuperar conversaciones grabadas en horas precedentes o escuchar las que se están produciendo en directo.


A diferencia del sistema que le precedió, Sitel permite seleccionar cortes de tiempo, eliminar ruido ajeno a la conversación, rebobinar, avanzar, utilizar filtros... El sistema también cuenta con un transcriptor de conversaciones, aunque si la calidad del sonido que le llega no es buena es necesario que los agentes escuchen esos tramos.


Los policías suelen utilizar varias pantallas conectadas a la CPU que tiene instalado Sitel. Así, pueden dedicar una de ellas a todo lo concerniente a una grabación de voz y otra a mantener en la misma los datos asociados a ese teléfono intervenido, como el nombre de su titular, su domicilio y compañía con la que ha contratado. En una tercera puede abrir la aplicación que permite, a modo de GPS, seguir el recorrido que ha hecho el teléfono móvil, apareciendo en la pantalla las torres BTS de las que ha ido dependido su conexión según se ha desplazado.


Cuando el agente quiera remitir al juez las pruebas que ha obtenido, graba las conversaciones en formato DVD. Si la Policía quiere tener acceso a los mensajes de correo electrónico seguirá el mismo proceso de autorización y todos los mensajes enviados y recibidos a la cuenta intervenida serán desviados a un correo creado por el agente.

Publicado enInternacional
Washington creará una Agencia Federal para controlar a la Prensa: "Ley de Contrarresto de la Propaganda Extranjera y la Desinformación"

Desde Global Research nos llegan noticias de los planes de Washington para promulgar la "Ley de Contrarresto de la Propaganda Extranjera y la Desinformación" 2016 en un intento, ya no de acaparar un mercado sobresaturado como son los informativos, sino de no perder la guerra mediática. Se propone la creación de una NSA periodística que se dedicaría a filtrar informaciones vertidas a los medios y coordinar discursos tanto en USA como en el resto de países vasallos para aumentar la credibilidad de los medios y volver a atraer a las audiencias.


Los noticiarios y prensa de USA han perdido toda credibilidad a base de difundir mentiras por décadas (asesinato de Kennedy, Watergate, War on Drugs, Iran-Contra, 11-S, armas de destrucción masiva en Irak...). Ni si quiera los noticiarios locales se mantienen. Internet arrasa. Las estadísticas cantan y las autoridades se dan cuenta. La información es la llave de la mente y la chispa de la voluntad. La información es poder y lo están perdiendo.
En USA 6 corporaciones controlan el 90% de los medios de comunicación. Estas 6 corporaciones trabajan coordinadas. A pesar de todo el control sobre la información no está funcionando. Se calcula que solo abarcan el 50% del mercado, tratándose el resto de información dispersa y publicaciones alternativas de todo tipo.


No queremos ver esta ley como una maniobra de gran envergadura para fusionar a la fuerzas las 6 corporaciones, aunque es posible que se diese la fusión de alguna de ellas. Nos ceñiremos al hecho de los términos de la creación de la agencia y su impacto.


Objetivo: controlar RT y CCTV


Curioso, es el pensamiento único y su insistente negación de la pluralidad lo que ha permitido la eclosión de la pluralidad.


La ley, de proyección internacional, se quiere hacer a medida de RT y CCTV para poder controlar sus emisiones según los congresistas. Brillante. A pesar de ser propiamente multinacionales deslocalizadas han metido el dedo en la llaga numerosas veces y "secuestrado" a las audiencias que antes creían su propiedad. ¿Cuál es el impacto mundial de ambas cadenas? ¿Han alentado alguna revolución? ¿Han cuestionado algún sistema? ¿Algún gran pensador iluminado en sus filas? Las noticias son las mismas pero con un punto de vista distinto, a veces de historia, otras de economía, otras una duda. Han dado un toque de pluralidad sin salirse del discurso neoliberal y han aprovechado la diversidad negada por los medios principales para hacerse un hueco y engordar sus cuentas. Son empresas, hacen periodismo de mercado, no político y en muchos casos no tienen más credibilidad que los propios medios americanos. Los medios corporativos deberían darles las gracias, la ideología capitalista está a salvo con ellos.


¿Gestión de la pluralidad por medio de una Única Agencia?


No entendemos muy bien cómo las personas más interesadas en mantener el poder se aferran a análisis puramente ideológicos en vez de científicos para abordar sus problemas: "los chinos y los rusos son los malos", "nos quitan audiencia". En este caso congresistas americanos asustados como A. Kinzinger identifican a los medios extranjeros como la fuente misma de la pérdida de confianza, y emisores de propaganda antiamericana en el extranjero, articulando toda una política entorno a tan superficial análisis. Si se parte de un análisis erróneo se llegan a conclusiones y e inversiones erróneas. Gracias Adam por ser tan burro y ponernos las cosas más fáciles.


El dilema es el siguiente: o pluralidad o uniformidad.


No se puede mantener un discurso uniforme sin generar disidencia, y con ella malestar. No se puede mantener un discurso plural sin que debilite a los proyectos de dominio que niegan dicha pluralidad, sobre todo bélicos y supremacistas, que requieren de un amplio consenso.


Controlar movimientos como "Black lives Matters", feministas, ambientalistas, pueden evitar que las que aumenten sus reivindicaciones, pero la difusión de sus mensajes puede socavar el sistema/tinglado WASP a la larga.


Si coordinan un discurso único, que es lo que han estado haciendo hasta ahora, acabarán perdiendo por completo el mercado de las noticias, dedicándose por entero al entretenimiento. Esto estaba bien para una sociedad hiperconsumista y despreocupada. Pero la crisis americana hace que la gente busque caminos distintos a los habituales para resolver sus problemas, aumentando la diversidad.


El primer paso ya está dado hacia la uniformidad, crear una agencia de coordinación informativa única.


No creemos que los organismos de inteligencia sean tan inocentes como los políticos. Sabiendo que en un sistema en crisis aumenta la entropía, es decir, la diversidad, la pluralidad y el descontrol, y que cada vez hay más información y desde más fuentes, es bastante posible que utilicen estrategias de gestión de la diversidad en vez de imponer un discurso único. Los métodos de control de la información estarán mezclados para hacerlos más difíciles de detectar. Aquí dos:


  • Pluralidad ficticia: Si coordinan varios discursos desde varios puntos de vista pueden controlar complejos problemas puntuales y minimizar el conflicto de intereses. Parece que será el modelo de elección.

  • Filtro: las distintas organizaciones podrían emitir sus propias publicaciones pero estarían sometidas al filtro de una oficina de censura que con línea directa a las redacciones para eliminar palabras o fragmentos de escritos inconvenientes manteniendo lo publicado. O directamente publicaciones enteras. Esto implicaría una mínima intromisión pero tal vez decisiva.


Recordemos que por un tiempo también jugaron a esparcir informaciones falsas, rumores, tanto por medios oficiales como por redes sociales. Esto no funciona, porque después de un tiempo los emisores de información falsa pierden credibilidad y audiencia, finalmente lectores y espónsores, mientras que los de información verídica se afianzan, que es lo que les ha pasado a los medios occidentales. Están intoxicados.


No queremos ver esta ley como una maniobra de gran envergadura para fusionar a la fuerzas las 6 corporaciones, aunque es posible que se diese la fusión de alguna de ellas. Nos ceñiremos al hecho de los términos de la creación de la agencia y su impacto.


Apuntando contra los medios alternativos: vaciando el mar con un vaso


Si no fuese por RT y CCTV que han absorbido parte de la audiencia, los noticiarios americanos seguirían perdiendo audiencia y serían sustituidos por otros, o directamente por los Simpson, como en España. Simplemente se dejarían de lado.


Hoy en día la información más veraz proviene de medios independientes, redes sociales o webs particulares. Los generadores de contenido seguirían emitiendo sus publicaciones dispersamente o agrupados por medio de feeders de noticias como Reddit como hasta ahora. Esto supone un nuevo problema añadido a la nueva Agencia Federal: por dónde empezar a censurar.


Mucha de esta información proceden de primera mano de más allá de las pantallas, despachos y oficinas. Proviene de asociaciones de todo tipo que simplemente no pueden ser desarticuladas en el mundo real, por lo que no se pueden detener sus publicaciones.


Por otra parte las mejores páginas de contrainformación en inglés, como el propio Global Research, Revolution-news, voltaire.net, ZeroHedge, no se encuentran en USA, así que tampoco podrían cerrarlas con facilidad.


Sea como fuere necesitan disminuir el número de medios, de fuentes de información o por lo menos filtrarlos eficientemente. Pero esto no es posible, porque prácticamente cada persona, cada grupo, puede tener un medio de expresión en interntet que puede ser coordinado o usado para crear un contraargumento en cualquier momento. Una pesadilla para el censor.


Solo hay una manera eficaz de asegurar el cierre mediático, que es el caso de China, la censura pura y dura: evitar el anonimato en las redes sociales, controlar los nodos de acceso de las IPs de Internet, y permitir solo las publicaciones con licencias. Y aún así quien busca la verdad la acaba encontrando. Esta es la opción reservada para los malos tiempos, toque de queda y estados de excepción, como el que vive China.


Por más mentiras que se viertan, por bien tramadas que estén, son mentiras, y no dejarán de serlo aunque se repitan un millón de veces. Habrá gente que conviva con ellas tranquilamente, habrá gente para la que la tierra siempre será plana. Pero el resto sabemos que no se trata de mentiras o información, se trata de poder y dominio, y seguimos esperando nuestro momento para saltar al cuello.

Publicado enInternacional
Maduro ordena una movilización militar ante la escalada de la crisis

El presidente de Venezuela ha apelado a un Estado de Excepción y de Emergencia Económica que le otorguen más control sobre el país

Nicolás Maduro, presidente de Venezuela, ha dirigido toda su artillería para ahogar a la oposición. El jefe del Estado decretó este viernes un estado de excepción y emergencia económica que suspende garantías constitucionales ante la posibilidad de un “golpe” contra su Gobierno. “He decidido aprobar un nuevo decreto que me dé el poder suficiente para derrocar el golpe de Estado, la guerra económica, para estabilizar socialmente nuestro país y para enfrentar todas las amenazas internacionales y nacionales que hay contra nuestra patria en este momento”, dijo.

Maduro ha anunciado este sábado además su decisión de iniciar ejercicios militares de la Fuerza Armada venezolana (FANB) para prepararse para "cualquier escenario", tras informar de unos supuestos planes de intervención planeados en el extranjero. “No saben lo que somos capaces de hacer. Vamos a defender a Venezuela con la Constitución Nacional y con los fusiles también”, agregó el presidente. "El próximo sábado he convocado a ejercicios militares nacionales de la Fuerza Armada, del pueblo, y de la milicias, para prepararnos frente a cualquier escenario, porque esta tierra es sagrada y debemos hacerla respetar", ha asegurado el jefe de Estado en un mitin con miles de partidarios en una calle del centro de Caracas.


Maduro ha anunciado este sábado además su decisión de iniciar ejercicios militares de la Fuerza Armada venezolana (FANB) para prepararse para "cualquier escenario", tras informar de unos supuestos planes de intervención planeados en el extranjero. “No saben lo que somos capaces de hacer. Vamos a defender a Venezuela con la Constitución Nacional y con los fusiles también”, agregó el presidente. "El próximo sábado he convocado a ejercicios militares nacionales de la Fuerza Armada, del pueblo, y de la milicias, para prepararnos frente a cualquier escenario, porque esta tierra es sagrada y debemos hacerla respetar", ha asegurado el jefe de Estado en un mitin con miles de partidarios en una calle del centro de Caracas.


El ardid del golpe


La crisis económica ha derivado en una máxima tensión en el país suramericano. En los últimos dos meses se han producido fuertes protestas callejeras y saqueos en distintas regiones de Venezuela, solo sofocadas por la intervención policial. La alta inflación (180,9% en 2015), la escasez de alimentos y medicinas, los cortes de electricidad y el racionamiento del agua y las trabas para una salida del Gobierno de Maduro han colocado a la población en los límites de hostilidad.


Pero el chavismo no cede ante el reclamo. Vladimir Padrino López, ministro de Defensa, ha expresado su incondicionalidad al mandatario venezolano: “La FANB (Fuerza Armada Nacional Bolivariana) se suma a todo el poder nacional contra la injerencia, el golpe de Estado y la guerra económica”.


El decreto de emergencia económica que, originalmente, tuvo una duración de 60 días, fue aplicado por primera vez a mediados del mes de enero por el Gobierno. Maduro, golpeado por la pérdida del Congreso, aprobó esta medida para supuestamente atender con plena libertad de criterios la debacle financiera del país caribeño.


Pero la Asamblea Nacional –dominada por la MUD– rechazó las intenciones presidenciales por considerar que la crisis podía ser solucionada sin necesidad de otorgar poderes especiales al Ejecutivo que, supuestamente, solo acentuarían la intervención del Estado sobre el sector empresarial.


Maduro venció en su propósito, entonces. El Tribunal Supremo de Justicia –controlado por el oficialismo– invalidó mediante una sentencia la decisión de los parlamentarios. Solo fue una de las jugadas del Supremo contra el Parlamento, pues desde que la oposición logró la mayoría en la Asamblea Nacional –en las elecciones del 6 de diciembre– se ha desencadenado una confrontación de poderes públicos en el país.


El estado de excepción y emergencia económica, ahora, no tiene fecha de vencimiento. Maduro ha adelantado que la medida puede postergarse hasta el próximo año: “Esto nos permite durante los meses de mayo, junio, julio, y toda la extensión que vamos a hacer constitucionalmente durante el año 2016 y seguramente el año 2017, recuperar la capacidad productiva del país”.


Para la oposición este decreto se trata solamente de un ardid más que intenta atornillar al impopular mandatario venezolano. Nada ha frenado la estrepitosa caída de la economía de la nación petrolera. En cambio, los pronósticos son desalentadores. El Fondo Monetario Internacional ya ha vaticinado un aumento de 700% de la inflación para este año en el país suramericano.


La crisis económica no es la única debilidad del Gobierno de Maduro. Luis Almagro, secretario general de la Organización de los Estados Americanos, ha asegurado que considera convocar un consejo de emergencia para evaluar la situación de Venezuela: “Trabajo en un informe sobre derechos humanos, Poder Judicial, presos políticos, escasez de alimentos y medicinas, equilibrio de poderes, equilibrio de poderes y corrupción”, indicó el viernes en su cuenta de Twitter.


Venezuela, en alerta


El reciente derrumbe de los Gobiernos seguidores de Chávez en América Latina ha puesto en alerta al Ejecutivo venezolano. Tras la derrota de los aliados de izquierda en Argentina y Brasil, el Gobierno de Maduro ha denunciado con frecuencia que se fragua en Estados Unidos un supuesto plan de golpe contra el presidente.


Según el sucesor de Chávez, el expresidente colombiano Álvaro Uribe Vélez es el cabecilla de este plan que supuestamente pretende erradicar a los Gobiernos de izquierda en el continente. “Venezuela está siendo en este momento amenazada internacionalmente (...) El día de hoy (viernes) en Washington hubo una reunión de conspiración contra Venezuela", dijo.


El mandatario acusó una vez más a la oposición venezolana de estar involucrados en el supuesto plan: “Se están activando medidas desde Washington, pedidas y promovidas por factores de la derecha fascista venezolana, envalentonados por el golpe de Estado en Brasil”.

Publicado enInternacional
Sábado, 07 Mayo 2016 06:27

Alemania a la cabeza de la resistencia

Una torta con forma de tarjeta para “celebrar” los cambios en las formas de pago, Kessel, Alemania

La campaña en curso por la desaparición del dinero físico y la defensa del uso generalizado de tarjetas encuentra obstáculos en Alemania ante un público que desea mantener el anonimato frente a la banca y los estados. En el fondo, el debate gira en torno al control de la privacidad de los ciudadanos.

 

“El efectivo es libertad”, reza una carta abierta aparecida en el diario Bild en rechazo al proyecto del gobierno de impedir los pagos en efectivo por sumas mayores a los 5 mil euros. El encabezado es más duro aun: “Manos fuera de nuestro dinero en efectivo”. Alemania es el país donde el proyecto impulsado por la Unión, y que sin duda favorece a la banca, está cosechando las mayores resistencias.

 

Francia ya ha limitado los pagos en efectivo a 3 mil euros y Suecia está a la vanguardia en la eliminación del cash, objetivo que espera alcanzar en pocos años. La solicitada en la que se alienta a las personas a enviar cartas al ministro de Finanzas sostiene que “la limitación del dinero en efectivo no es más que la sospecha del Estado hacia sus ciudadanos”.

 

 
UN PLAN DEL BANCO MUNDIAL.

 

Tanto el combate a la pobreza como la actual promoción de la inclusión financiera son propuestas nacidas del Banco Mundial. El principal argumento consiste en que ayuda a combatir el lavado de dinero y el narcotráfico. Pero en cada ocasión aparecen nuevos argumentos.

 

En América Latina el BM sostiene que los pobres son los más beneficiados por su iniciativa. No tener cuentas bancarias, argumenta, lleva a las personas a padecer de un “déficit de acceso financiero”, poco menos que una enfermedad. En Estados Unidos y en Europa las personas que no tienen cuenta bancaria son menos del 20 por ciento, cifra que trepa en América Latina al 50 por ciento y en varios países de África supera el 80 por ciento.

 

El “Informe sobre el desarrollo financiero mundial 2014. Inclusión financiera”, del Banco Mundial, dice que “las poblaciones de ingreso bajo son las que más se benefician de innovaciones tecnológicas como los pagos a través de teléfonos celulares, la banca móvil, y la identificación de los prestatarios mediante la verificación de las huellas digitales y el escaneo del iris”. Ese año el presidente del Grupo del Banco Mundial, Jim Yong Kim, estableció metas para brindar acceso universal a los servicios financieros a todos los adultos en edad de trabajar a más tardar en 2020.

 

“En Sudáfrica, por ejemplo, el número de cuentas bancarias se incrementó en 6 millones en cuatro años gracias a un sistema público-privado –asegura el informe–. En Brasil se amplió el acceso de los habitantes de zonas aisladas a los servicios financieros mediante la promoción de la ‘corresponsalía bancaria’ basada en el uso de tecnología. Se trata de servicios financieros prestados en nombre de las entidades bancarias en tiendas y gasolineras, por agentes que se movilizan en motocicletas y en botes por el río Amazonas.”

 

Pero la realidad no es tan promisoria. El propio caso brasileño debería ser motivo de reflexión. Una de las peculiaridades del país norteño es que buena parte de las transferencias monetarias de programas sociales como Bolsa Familia son transferencias bancarias que dan derecho a tener tarjeta de crédito y débito. De ese modo la cantidad de personas “incluidas” en el sistema financiero creció de modo exponencial.

 

En 2001 el crédito representaba el 22 por ciento del Pbi brasileño, y en 2014 superaba el 58. Mientras el salario creció un 80 por ciento entre 2001 y 2015, el crédito individual aumentó 140 por ciento. El resultado no es sólo un crecimiento exponencial del consumismo, sino del endeudamiento de las familias: en 2015 las familias brasileñas dedicaban el 48 por ciento de sus ingresos al pago de deudas, frente al 22 en 2006.

 

 

LA ANOMALÍA ALEMANA.

 

Los alemanes pagan cuatro de cada cinco facturas en dinero contante y sonante. Se trata –esa es la convicción general– de un modo de proteger la privacidad. “En el mundo digital ofrecer dinero en efectivo es la única manera de escapar de la adquisición de datos y control por parte del gobierno en los bancos y las transacciones monetarias”, puede leerse en el texto del Bild. “El efectivo te protege contra la vigilancia del Estado”, agrega la carta abierta.

 

Diversos grupos políticos germanos, desde los verdes a parte de la derecha, condenaron las medidas propuestas por la Unión Europea. El diputado verde Konstantin von Notz explicó las razones en su cuenta de Twitter: “El efectivo nos permite permanecer en el anonimato durante las operaciones del día a día. En una democracia constitucional, es una libertad que tiene que ser defendida” (The Guardian, 8-II-16).

 

Incluso el jefe del Banco Central de Alemania, Jens Weidmann, se ha distanciado de las propuestas del gobierno, declarando al Bild: “Sería fatal si los ciudadanos tuvieran la impresión de que se les está apartando poco a poco del dinero en efectivo”.

 

Los datos muestran una clara divergencia en el comportamiento de los alemanes respecto de otros ciudadanos de países desarrollados. En 2013 en Alemania sólo 18 por ciento de los pagos se hicieron con tarjeta, comparado con el 59 por ciento en Reino Unido, 54 por ciento en Estados Unidos y el 50 por ciento en Francia.

 

Paralelamente, los niveles de endeudamiento que presentan los consumidores teutones son notablemente bajos. El país tiene a su vez una de las tasas de propiedad de vivienda más bajas, por la aversión de sus habitantes a endeudarse mediante hipotecas.

 

Las razones que explican este comportamiento van desde la traumática hiperinflación que sufrieron los alemanes entre ambas guerras mundiales, hasta la desconfianza en el Estado, ante el cual parecen optar por la autonomía personal y cierto anonimato.

 

 

Publicado enInternacional
Entrevista a Ignacio Ramonet, periodista y cofundador de ATTAC “Las empresas nos vigilan mejor que los Estados”

De la mano de Barack Obama, Google planea su aterrizaje en Cuba. Mark Zuckerberg pide en el Mobile World Congress de Barcelona internet “para los más pobres” y Apple se niega a dar los datos del teléfono de un presunto terrorista al Gobierno estadounidense. Las GAFAM (Google, Amazon, Facebook, Apple y Microsoft), reinas de Silicon Valley, mueven ficha. Buscan mercado y fidelizar a sus clientes. En el mundo hay 4.100 millones de personas sin acceso a internet que viven desconectadas de ese Imperio de la vigilancia (Clave Intelectual, 2016) del que Ignacio Ramonet habla en su último libro.

 

Conversamos con este experto en geopolítica, cofundador de ATTAC y director de la edición española de Le Monde Diplomatique sobre la crisis sistémica global, sus vínculos con las tensiones entre seguridad y libertad y el panóptico tecnológico en el que vivimos.

 

¿Qué es esto del imperio de la vigilancia?

 

El imperio de la vigilancia es esta especie de articulación que se ha creado entre los Estados, las grandes empresas que dominan internet y los sistemas de inteligencia. Es el resultado de la facilidad técnica que existe hoy para vigilarnos a partir del momento en que cada uno de nosotros y nosotras, en los países desarrollados, decidimos voluntariamente equiparnos con aparatos como los teléfonos móviles, los Ipad o los ordenadores. Nos hemos dotado de sistemas que le permiten a organizaciones del Estado o grandes empresas vigilarnos. Esto es lo nuevo con respecto a la vigilancia histórica. Consideramos que la existencia de estos instrumentos amplía el perímetro de nuestra libertad, pero al mismo tiempo ampliamos la superficie de nuestra vigilancia.

 

La vigilancia es un accidente. Paul Virilio dice que cada vez que se hace un avance tecnológico surge un accidente no previsto. Cuando se inventa la electricidad se inventa la electrocución, cuando se inventa internet se inventa la vigilancia de masas. Antes la vigilancia era un fantasma, un temor paranoico porque era imposible vigilar a todo el mundo. Hoy la vigilancia es posible.

 

Parece que esta vigilancia, que implica la pérdida de libertades, se ampara y legitima en un discurso sobre la seguridad. ¿Qué rol juegan los medios de comunicación avalando este paradigma securitario?

 

Los medios juegan un rol muy conservador con la idea de que si los Estados establecen un sistema de vigilancia es para protegernos. Es una especie de trueque. Yo te doy seguridad y tú me das tu libertad, o una parte de ella. Los medios se adhieren a eso. El problema es que si para combatir el terrorismo liquidamos el conjunto de las libertades democráticas, pagamos un precio demasiado alto y uno de los objetivos del terrorismo se consigue. Cuidado con este negocio falseado porque la seguridad total no existe, los propios gobernantes hablan constantemente de que están tomando todas las precauciones pero no pueden garantizar que no haya un atentado. En cambio, la libertad sí que se puede disminuir mediante leyes.

 

¿Qué riesgos tiene ese discurso?

 

Tiene el riesgo de que de esa manera estemos liquidando libertades fundamentales. ¿Qué diferencia hay entre una dictadura y una democracia? Que la dictadura te controla, te condiciona, te vigila sin que estés informado de ello. Pero si actualmente nos vigilan, ¿dónde está la verdadera democracia?

 

¿Existe un techo de cristal en este espionaje, en este control de la población? ¿Hasta dónde se pretende llegar?

 

El objetivo es crear lo que llamo la justicia predictiva. Existen dos obras que imaginaron sociedades distópicas, totalmente vigiladas. Una es 1984 (1949) de George Orwell y otra Minority Report (1956) de Philip K. Dick. 1984 es una sociedad completamente vigilada a través de la tecnología. Minority Report habla de un aparato que esencialmente sirve para prevenir el crimen. Se vigila a toda la población con un objetivo preciso de evitar el crimen. Se detiene a la persona por un crimen que aún no ha cometido. En Francia hay un artículo de la ley que lo permite. La intención del crimen ya es un crimen.

 

Hablas mucho de que el objetivo de este control es la supuesta seguridad pero también existe una parte comercial, de venta de datos a gobiernos y multinacionales.

 

La novedad es que ahora nos vigilan las empresas y lo hacen mejor que los propios Estados. Cuando el Estado quiere vigilarte le pide a tu proveedor telefónico la lista de tus llamadas. Es tu proveedor telefónico el que te vigila. El Estado, los gobiernos también le van a pedir a Google la lista de lo que has consultado, porque lo tiene todo. Esto es lo que explica que empresas como Google, que no venden nada, sean las más ricas del mundo, porque venden nuestros datos.

 

La otra cara de la moneda sería la potencialidad que tienen todas estas redes como Facebook o Twitter para promover movilizaciones.

 

No se trata de condenar internet, es un avance fundamental, se trata de estudiar el accidente, qué es la vigilancia y cómo reducirlo y protegerse.

 

Esa vigilancia se incrementó mucho a partir del 11S. Ahora, la situación en Europa ha cambiado mucho. La crisis de los refugiados o la guerra en Siria necesitan nuevos marcos de interpretación. ¿Qué análisis geopolítico hace?

 

Estamos en un momento de transición. El periodo de estos últimos 20 años ha estado marcado a escala geopolítica por la crisis de Oriente Medio, que ahora estalla con las cuestión de Siria, y también por la hegemonía de China. En este momento, China está cambiando de modelo económico y de desarrollo, lo que tiene una repercusión muy grande. La caída del precio de las materias primas es algo nuevo en estos 20 años, que se han caracterizado por una subida incesante de las commodities y por el hecho de que muchos países del sur aprovecharon esta situación para transformarse, hasta el punto de que se pudo hablar de países emergentes, los BRICS, se creó el G20... De los emergentes ya no se habla, muchos están en crisis. En América Latina el ciclo está cambiando y en Europa los partidos consolidados han visto reducir su solidez.

 

¿Cómo influye este cambio en las crisis de los distintos gobiernos de izquierdas de América Latina?

 

Mucha gente lee el cambio de ciclo en América Latina como si de repente la oposición tuviera argumentos, pero no los tiene. El cambio de ciclo político es consecuencia de un cambio de ciclo económico que se basaba en tres pilares. Por un lado, China tenía un crecimiento muy elevado, acompañado de una política de ser la fábrica del mundo para la exportación de productos, para lo cual tenía que importar muchísimas materias primas de América Latina, entre otros sitios.

 

En segundo lugar, el precio del petróleo ha caído por distintas razones muy complejas, como rivalidades entre Arabia Saudí y Estados Unidos o el fracking. En último lugar, el dólar ha subido mucho, lo cual encarece las inversiones, que ya no vienen a América Latina. Son tres parámetros que han cambiado la economía latinoamericana. Los países que antes tenían muchos recursos por el precio de las materias primas, por los inversores o por el precio del petróleo ya no pueden distribuir como lo hacían antes. Ecuador, por ejemplo, ha tenido que reducir su presupuesto en 2.000 millones de dólares a pesar de ser un país muy bien administrado. Otro ejemplo es Bolivia, que va a tener dificultades porque el gas es muy importante en la exportación.

 

En 15 años muchas sociedades en Latinoamérica han cambiado. Decenas de miles de personas han salido de la pobreza y se han integrado en las clases medias por lo que el discurso del poder no puede ser el mismo. Las ambiciones de estas clases medias no son las mismas que las de las clases populares anteriores. La gente ya no se contenta con tener escuela. En Bolivia, Ecuador y Venezuela se eliminó el analfabetismo. En Venezuela se construyeron once universidades que no existían. Pero la respuesta mediante la cantidad ya no es suficiente para millones de personas que ya están acostumbradas a tener escuela. Lo que quieren es que haya una buena escuela, hospitales de calidad y transportes públicos eficaces. Muchos de estos gobiernos no han sabido contestar a estas demandas. En Venezuela se perdieron las elecciones legislativas, pero la oposición sólo ganó 300.000 votos. Quien perdió fue el chavismo, que perdió dos millones de votos. En Bolivia se ha perdido el referéndum. ¿Era necesario hacer este referéndum para alguien que está 10 años en el poder? La respuesta la ha dado la ciudadanía. No era indispensable. Has cambiado la sociedad. Ahora es más culta, está mejor cuidada, no la puedes tratar como si fuera lo contrario.

 

 

Publicado enInternacional
El mejor control político de la sociedad: la bancarización

La mejor vía por la cual se establece un control político a gran escala consiste en el proceso de bancarización de la economía y bancarización de la sociedad. Es por esta razón que existe un interés sincero por hacer que la clase media crezca.

 

Existen diferencias notables cuando se estudia el tránsito del capitalismo comercial (siglos XVI–1XVII) al capitalismo industrial (siglo XIX), y de éste al capitalismo posindustrial (siglo XX). Se trata de la forma como, para decirlo en lenguaje clásico, el capital controla y domina al trabajo. Un estudio histórico arrojaría nuevas luces al respecto.


Sin embargo, la verdad es que en el siglo XXI, a gran escala, el capitalismo —conservando la misma esencia de siempre—, ha hecho el tránsito a una etapa posterior, a saber: el capitalismo informacional. Como sostiene M. Castells, el capitalismo hizo el tránsito de la fase posindustrial a la informacional porque era la única opción que tenía si quería seguir existiendo. (La sociología, otra ciencia políticamente incorrecta, hablando de Castells, por ejemplo).


Ayer, a los enemigos del capitalismo se los eliminaba físicamente, literalmente. Hoy nada de eso es necesario. La mejor vía por la cual se establece un control político a gran escala consiste en el proceso de bancarización de la economía y bancarización de la sociedad. Es por esta razón que existe un interés sincero por hacer que la clase media crezca, como consecuencia de lo cual la pobreza tiende a disminuir. Por lo menos en términos de los macroindicadores económicos. Como se aprecia, todo sucede exactamente al revés.


Es decir, no existe ningún interés ético ni social por suprimir la pobreza, sino, en realidad, por aumentar la clase media. La razón es que su crecimiento se traduce inmediatamente en el crecimiento del consumo. Y la forma más expedita para permitir y a la vez garantizar el consumo consiste en bancarizar al máximo el número posible de la población.


Esta bancarización consiste en dos estrategias paralelas, así: de un lado en facilitar ampliamente créditos de consumo; y de otra parte, al mismo tiempo, pero de manera independiente, otorgarle al máximo número de personas tarjetas de crédito, con cupos pequeños o medianos en su gran mayoría. Cupos que, según los manejos, tienden por lo general a aumentar, incluso en muchas ocasiones automáticamente; esto es, sin que el tarjeta–habiente solicite el cupo de endeudamiento de la tarjeta de crédito. Ambas estrategias garantizan que una amplia franja de la población se endeudará a futuro —¡de eso se trata todo!—, y así, el trabajo se convierte en la más importante preocupación de esa creciente clase media.


Los sistemas de crédito —paga mañana lo que consumes hoy— son ubicuos, tanto como lo es el mercado mismo. Crédito para la ropa, para el estudio, para la vivienda, o hasta las vacaciones. La vida entera de las personas está enteramente dominada por los analistas de riesgo de los bancos y las entidades financieras, y esa información se usa no únicamente con fines financieros o económicos, sino: sorpresa, además y principalmente, con fines políticos. En una palabra: a la gente (= la oposición o las bases sociales de la oposición) no hay que eliminarlas físicamente; basta con endeudarlas.


Paga mañana lo que consumes hoy tiene una clara expresión en la economía, de acuerdo con J. M. Keynes, la deuda de hoy son los impuestos del mañana (today’s debt is tomorrows’ taxes). Con las consecuencias conocidas: inflación, deuda interna y externa, devaluación, etcétera.


Que en la crisis económica y financiera alrededor del mundo los bancos sean las entidades que los gobiernos se preocupan por salvar (Grecia, Islandia, Portugal, España, Irlanda...), no es un acto gratuito. Es la forma misma mediante la cual el Estado y el mercado controlan a la población civil, en toda la extensión de la palabra.


Los mecanismos policivos y de seguridad pueden dedicarse a enemigos internos y externos (mafias, terrorismo, etcétera), y en numerosas ocasiones también a “pinchar” a la propia sociedad civil. En cualquier caso, el sistema bancario, en general, se dedica al control de la ciudadanía, y en eso exactamente consisten la sociedad del riesgo, los analistas de riesgo, las centrales de riesgo, y demás. Hasta el punto de que, incluso, hay embajadas que otorgan o niegan el visado con base en el cruce de información con las bases del sistema bancario. Y esto sin teoría de la conspiración ni nada semejante.


Quienes tienen deudas a futuro piensan menos en procesos como sindicalización, militancia política y otras formas de acción colectiva. Su vida se define principalmente en torno al trabajo, al mantenimiento del empleo y al pago seguro de las deudas presentes y futuras. Se trata de gente que, literalmente, hipoteca su propia vida a muchos años hacia delante. Esta gente cumple, en el mejor de los casos, con votar, pero es víctima fácil del cuarto poder, a saber: de los grandes medios de comunicación masiva.

Al fin y al cabo eso es la clase media: una clase de promedios, estándares, medias y medianas, en fin, como lo señalaba ya en los años 1940 el filósofo argentino J. Ingenieros, “El hombre mediocre”. (Un libro bien escrito e inteligente).


De esta suerte, la acción colectiva, la protesta social y la oposición quedan cooptadas a través de la bancarización y las deudas con el sector financiero. Con seguridad, el mejor ejemplo lo constituye, grosso modo, el contraste entre Estados Unidos y Europa. En términos generales, Estados Unidos es un país con una deuda pública y privada, colectiva e individualmente mucho mayor que en Europa. Y por ello mismo las acciones sociales de protesta tienen lugar con mayor frecuencia y vehemencia en Europa que en Estados Unidos. Sería interesante adelantar el estudio del fenómeno en América Latina y llevar a cabo un proceso comparativo. Ese es el objeto de otro texto aparte, por espacio y densidad.


La literatura lo tiene bien claro, desde Goethe hasta Thomas Mann, por ejemplo. La banca es el diablo mismo al cual la gente le vende su alma, literalmente. Al final del día el diablo se le aparece a la gente y le obliga a recordar sus promesas. Y si no han cumplido las promesas (deudas crediticias), el diablo se les lleva el alma. No es literatura ni poesía. Es economía y política, algo que el propio Goethe o Mann no lograron vislumbrar en su momento. La muerte del diablo se denomina en el mundo del derecho y la economía la muerte civil. Que no es menos grave ni dramática que la muerte penal o física, por ejemplo.


Digámoslo en términos éticos, filosóficos y políticos: la verdadera libertad, autonomía e independencia de los individuos y la sociedad consiste exactamente en la no–bancarización, o por lo menos, la menor deuda con los bancos y entidades financieras. Un nuevo contexto y nuevos marcos para las ciencias sociales, en verdad.

Publicado enEconomía